Mérida experimenta primeras consecuencias de operativos por Cumbres

La capital de Yucatán experimentó este día el operativo correspondiente a la salvaguarda de la seguridad de las comitivas de los Jefes de Estado que la visitan con motivo de las cumbres de la Caricom y de la Asociación de Estados del Caribe que comienzan formalmente este martes.

A lo largo y ancho de la zona hotelera de Mérida y en un sector de su avenida más emblemática, el Paseo de Montejo, la presencia de agentes federales es evidente y copiosa, ya mayor a la que se percibía desde el fin de semana.

En un recorrido, Notimex detectó la instalación de cientos de vallas alrededor de los cuatro principales hoteles sede, separados entre sí tan solo a unos pasos, y en donde se han hospedado dignatarios de todo el mundo, entre ellos los ex presidentes estadounidenses William Clinton y George Bush.

De tal forma, los hoteles Holiday Inn, Hyatt Regency, Presidente Intercontinental y el que opera como sede de parte de los encuentros, el Fiesta Americana, permanecen rodeados por las verjas establecidas por el Estado Mayor Presidencial (EMP) y que son vigiladas por agentes de diversas corporaciones federales.

Cerca de allá se encuentra el Hotel "White Town", donde la prensa completa el trámite para su acreditación y poder asistir a los trabajos de este encuentro internacional.

El operativo incidió en el tráfico vehicular en la zona ante una serie de revisiones y cortes vehiculares en la zona referida.

Empero, las acciones de la autoridad no desquiciaron el libre tránsito a pesar de que este día volvieron aquí a clases buena parte de los 580 mil alumnos que reanudaron el curso escolar 2013-2014 en toda la entidad.

Asimismo, en la zona referida agentes policíacos fueron desplegados con perros que husmean vehículos que circulan por la zona, donde las vallas fueron colocadas incluso a más de 100 metros del Fiesta Americana, impidiendo el estacionamiento de vehículos en esa región del Paseo de Montejo.

Empero, la circulación a pie sobre las aceras sí es posible, pero con la presencia de agentes que vigilan que todo transcurra con normalidad en ese perímetro, donde se encuentra la mansión "Montes Molina", que la noche de mañana albergará una cena que el Gobierno de México ofrecerá a los representantes de las naciones visitantes.

Dicho inmueble, de arquitectura europea, se encuentra solo a unos 100 metros del referido hotel que albergará buena parte de los trabajos de ambos encuentros.