Mercedes Juan resalta infraestructura epidemiológica de sector salud

La secretaria de Salud, Mercedes Juan López, resaltó la importancia del Indre como parte de la estrategia de seguridad nacional y en el combate a enfermedades como paludismo, oncocercosis y chagas, así como emergencias biológicas de alta peligrosidad.

Durante su participación en el marco de la inauguración de las nuevas instalaciones del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (Indre), que encabezó el presidente Enrique Peña Nieto, recalcó que esa institución constituye el principal punto de apoyo para el sistema nacional de vigilancia epidemiológica.

Además, dijo que garantiza el diagnóstico altamente confiable, que permiten identificar los agentes causales de los brotes, epidemias y pandemias, así como emitir alertas tempranas en el contexto nacional e internacional, en apego al reglamento sanitario internacional.

En el acto organizado en el marco del Día Mundial de la Salud, donde el presidente Peña Nieto entregó nueve premios al mérito en medicina y una condecoración, Mercedes Juan resaltó además que dicho instituto "está certificado como Laboratorio de Bioseguridad Nivel Tres".

Agregó que también es parte de la Red de Laboratorios de Respuesta de Emergencia de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos e integrante de la Red Internacional de Respuesta de la Iniciativa de Seguridad Global en Salud.

Por todo ello, enfatizó la titular de la Secretaría de Salud (SSA), es un pilar fundamental de la política pública de prevención que el gobierno federal ha establecido en el Plan Nacional de Desarrollo.

Respecto al combate de enfermedades transmitidas por vector, destacó que México cuenta con dos experiencias exitosas, preventivas de control y tratamientos, con participación comunitaria y de los tres órdenes de gobierno, así como de organismos internacionales.

La primera, dijo, es la política de certificación de áreas geográficas, que han logrado eliminar la propagación del paludismo, y la segunda, es la próxima certificación de la eliminación de la transmisión de la oncocercosis.

Sin embargo, subrayó que ahora se debe enfrentar el cambio climático, considerado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como una amenaza emergente, ya que hay evidencia científica de la relación directa entre la tasa de incidencia de dengue y el incremento de la temperatura y la humedad.

Frente a ello, aseguró que México ha propuesto que las medidas de adaptación en salud sean consideradas un elemento claro en la estrategia del cambio climático.

Para lo cual, añadió, se ha implementado el atlas de riesgo sanitario, que permite identificar espacialmente los puntos o áreas de riesgo sanitario y ligarlos a la información en salud relacionada contra el cambio climático.

Respecto al dengue, la secretaria de Salud resaltó que el programa de México de lucha contra esa enfermedad es referencia en América Latina, por la calidad de sus sistemas de vigilancia epidemiológico y entomológico.

En esta semana se llevan a cabo a nivel nacional las jornadas intensivas de lucha contra el dengue y recordó que México ha participado activamente en la investigación clínica para el desarrollo de la vacuna contra el dengue.

Informó que en 2013 se fortaleció la infraestructura hospitalaria del país, para lo que se destinaron más de tres mil millones de pesos del Seguro Popular, acciones que año con año continúan.

No obstante, reiteró que la calidad en los servicios de salud prevalece como un reto significativo en la consolidación del acceso efectivo a los servicios de salud.