Convoca México en la ONU a reunión mundial sobre asuntos indígenas

México convocó hoy en la sede de la ONU a una reunión mundial sobre comunidades originarias, que pueda servir para abrir la discusión rumbo a la Conferencia Mundial sobre los Pueblos Indígenas de 2014.

El propósito es "facilitar la discusión entre representantes de gobiernos y de los pueblos indígenas, en relación con los objetivos y prioridades centrales que deben alcanzarse en esa conferencia (de 2014)", dijo Nuvia Magdalena Mayorga Delgado, directora general de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas.

Explicó que se busca con ello compartir los programas del gobierno de México para promover el desarrollo económico, social y cultural de los pueblos originarios.

En entrevista con Notimex, expresó que el desarrollo de los pueblos indígenas es un tema prioritario tanto en la Cruzada contra el Hambre como en el Pacto por México y el Plan Nacional de Desarrollo.

"Hay 7.4 millones de personas en condición de pobreza en México y el 60 por ciento de esa cifra son indígenas. Entonces, al menos 70 programas del gobierno federal le dan prioridad a los pueblos indígenas", manifestó Mayorga Delgado.

Informó que aún no se ha definido el sitio que en México serviría como sede para la conferencia preparatoria que antecedería por unos meses a la que la ONU tiene planeado sostener a finales de 2014 en su sede en Nueva York.

Durante su participación en la edición 12 del Foro Permanente para la Cuestiones Indígenas de la ONU, la funcionaria también ofreció las respuestas del gobierno de México a recomendaciones de este organismo en los rubros de educación y cultura.

En ese sentido, declaró que la reforma educativa recientemente aprobada en México contempla elevar la calidad en ese rubro de alumnos en comunidades indígenas, así como reforzar las dos universidades multiculturales que existen en el país.

Además, el gobierno federal planea promover que traductores en lenguas indígenas asistan a reos con un limitado manejo del español y que por ello podrían ser víctimas de abuso.

La representante de México declaró que esperan que en dos años se haya cumplido la armonización de la ley federal relativa a los pueblos indígenas con las respectivas legislaciones estatales.

"Buscamos que los estados (de la República mexicana) que aún no están armonizados en sus leyes, aproximadamente el 50 por ciento, lo hagan en los próximos dos años para que puedan garantizar plenamente los derechos de los indígenas en sus comunidades", enfatizó.