Fue un cambio muy drástico, pero sigo preparándome: Rosario Espinoza

La campeona olímpica Rosario Espinoza expresó esta noche, "fue cambio muy drástico" competir sin su ex entrenador cubano Pedro Gato, pero no se desanima y sólo debe ajustarse a su nuevo programa técnico.

La ganadora de la medalla de oro en los Juegos Olímpicos Beijing 2008 y bronce en Londres 2012, en la categoría más 67 kilogramos, volvió hoy con las manos vacías del Abierto de Taekwondo de Holanda y con el impacto de la derrota en el único combate que tuvo.

"Sí, fue un cambio muy grande porque sí pensaba ir a este evento con el profesor Gato y no se pudo. Sí fue un cambio muy drástico porque no me conocen mucho los entrenadores y nos vamos adaptando", declaró a su arribo en el aeropuerto capitalino.

Obviamente que su madurez competitiva le da la inteligencia para manejar esta situación. "En mi cabeza está seguir trabajando, preparándome bien para los retos que siguen y apoyar al equipo que está en la mejor disposición de respaldarme".

Enfatizó que tras la derrota "no hay desánimo, es ajustarme a pequeños detalles y pienso seguir avanzando poco a poco, esta vez no me fue bien y estoy motivada y animada para las próximas competencias".

Dijo que se encuentra "con la disposición y las ganas de seguir avanzando, creciendo y seguir dando resultados a México".

Lógicamente que los próximos Juegos Olímpicos son su máxima meta. "Falta tiempo, la lucha para todos todavía sigue y debo mantener mi luchan contra todo y dándole duro a los entrenamientos".