Disminuyó esperada cosecha de papa en Cuba

Autoridades cubanas informaron hoy que este año, la cosecha de papa registra un drástico descenso y en muchos hogares estará ausente el apreciado tubérculo.

"La papa no alcanza para todos", proclamó un extenso reportaje del semanario Trabajadores, órgano de la única central sindical de la isla caribeña.

"No ha sido posible guardar cantidades suficientes en frigoríficos para vender, pasada la etapa de recolección, ni distribuir a la totalidad de las provincias", dijo la publicación.

La noticia causó decepción entre los consumidores que esperan cada año con ansiedad la llegada de las papas a los mercados, pues les sirve como complemento de otros productos que reciben en la canasta básica subsidiada.

Trabajadores argumentó que el incremento de los costos de los insumos en el mercado mundial --asediado por la crisis económica y la especulación de los precios-- conlleva a la drástica reducción de las siembras en la actual campaña a tres mil 201 hectáreas.

Esto significó 57.3 por ciento de la anterior cosecha, muy inferior a las que se realizaban antes de 2010, y es sólo el 17.4 por ciento de la mayor, que se registró en 1990, agregó.

El semanario citó opiniones de técnicos que citaron que el cambio climático, con las altas temperaturas este año, tiene un efecto directo en el comportamiento de los rendimientos de la papa.

Explicó que de esta "campaña papera" rondan los 15 millones de dólares, de los cuales unos cuatro millones 400 mil corresponden a semillas importadas de Francia, Bélgica y Holanda.

En las épocas de mayores producciones se llegaron a invertir hasta 40 millones de dólares para cada cosecha, comentó.

Las pocas papas que llegan a los mercados agropecuarios estatales han ocasionado largas filas y un ambiente caldeado por la crispación de los clientes cuando el producto se acaba rápidamente.