Horacio Elizondo dirigió inauguración y final en Alemania 2006

El argentino Horacio Elizondo se convirtió en el primer y único árbitro que ha dirigido las acciones de un partido inaugural y de la final en una misma Copa del Mundo, algo que sucedió en Alemania 2006.

Considerado uno de los mejores silbantes en la historia de su país, Horacio Marcelo Elizondo, conocido como el "Poeta", se encargó de dar el silbatazo inicial y el último de esta competencia, dos de los cinco partidos que dirigió.

Fue el encargado de llevar a buen final el juego que se disputó en el Allianz Arena de Munich, donde el cuadro anfitrión venció 4-2 a su similar de Costa Rica el 9 de junio de ese año.

Un mes después, el 9 de julio en el estadio Olímpico de Berlín, dirigió el choque por el título entre los representativos de Italia y Francia, en el cual será recordado por la expulsión al astro galo, Zinedine Zidane, donde la "azzurri" se proclamó campeona.