Modifica HSBC a 3.7% estimación de PIB para México en 2014

HSBC Holdings modificó a la baja, de 4.1 a 3.7 por ciento, su estimado de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de México para el cierre de 2014, derivado de una desaceleración en la economía estadounidense.

No obstante, destaca que la expectativa de este grupo financiero se mantiene optimista y por arriba del consenso de 3.4 por ciento, pues espera que parte de la recuperación de la economía mexicana se materialice durante la segunda mitad de 2014.

En su estudio "Latin America Economics" precisa que la disminución responde a la expectativa de un crecimiento más lento de la economía de Estados Unidos durante el primer semestre de este año.

De hecho, refiere, mantiene su perspectiva positiva para la economía mexicana, debido a que prevé que algunos de los factores que afectaron la actividad económica en 2013 no estarán presentes en 2014.

Explica que la combinación de diferentes factores será la causa que retrase el repunte esperado de la economía mexicana.

Un ejemplo de ello, precisa, es la desaceleración de Estados Unidos, derivado del crudo invierno que se vive en dicho país y que ha provocado el cierre temporal de algunas plantas, lo que a su vez retrasa las exportaciones mexicanas.

En el ámbito interno, agrega, el consumo ha reaccionado de forma negativa al aumento del Impuesto al Valor Agregado (IVA), como consecuencia de la reforma tributaria aprobada el año pasado.

Además de que el gasto del gobierno hasta el momento no se ha acelerado como se esperaba, lo que ha retrasado el fuerte impulso fiscal esperado para este año -México presupuestó un déficit fiscal de 4.1 por ciento del PIB para 2014, contra 2.9 por ciento de 2013-.

Así, reitera, esta combinación de eventos "nos lleva a revisar a la baja nuestras previsiones de crecimiento del PIB en 2014, al 3.7 por ciento desde 4.1 por ciento estimado anteriormente".

Refiere que también es de considerarse que la experiencia de los últimos años sugiere que normalmente el crecimiento de México supera el de Estados Unidos, siendo 2013 una excepción y la norma.