Regreso triunfal de Lol&Luv en el Lunario del Auditorio

Exitoso regreso a los escenarios tuvo la banda de rock mexicano Lol&Luv la noche de este jueves en el Lunario del Auditorio Nacional, donde presentó su tercer material discográfico Juego Siniestro, que va acompañado de un trabajo literario del mismo nombre.

En punto de las 21:00 horas la agrupación salió al escenario y como si el año y medio que estuvieron fuera de los entarimados para explotar su creatividad no hubiera pasado, la banda y el público se fusionaron en una misma fiesta musical, con un sonido más maduro.

El detalle de la fidelidad de los seguidores fue recompensada con un ramillete de canciones profundas, nostálgicas, densas y llenas de realidad como "Fantasma", "Polos opuestos", "Violación on line", "Mutante nocturno", "Me vas a castigar", "Adicta", "Juego siniestro", "Fin del mundo" y "Superhéroe".

Temas que hilaron una gran trama a través de la cual abordan los distintos estados del amor, sus encuentros y desencuentros, sus locuras y concordancia con la realidad, sazonada con los sonidos desprendidos de sus guitarras, batería, bajo y voces.

Los integrantes Daniela Zego, en la voz; Manolo Mojika, en el bajo y guitarras, y Leo Ramos, guitarras y programación electrónica, se olvidaron incluso de la efervescencia del público, para entregarse a la música y placer de estimular los sonidos en sus instrumentos.

Lol and Luv dejó claro en su reinicio que volvió para recuperar el tiempo invertido en el proceso de producción de este material, que cumple no sólo con la historia sónica, sino también con la novela del mismo nombre realizada por Nina Zerón, quien se inspiró en cada una de las canciones para hilvanarlas en una misma trama.

Con el sueño de pisar de nueva cuenta cientos de escenarios a lo largo y ancho de la República mexicana, los músicos renovaron su compromiso con el público para no dejar tanto tiempo pasar y ligarse más adelante con otra sorpresa musical, anuncio que hicieron luego de dar las gracias por el apoyo incondicional.

Como un juego siniestro, el público también refrendó su pasión por la música de Lol and Luv, sin importar cuántos minutos, horas, días y semanas hayan pasado para volverlos a ver.