Poetas participan en mesa redonda de campeones nacionales en la FILPM

Al participar en la mesa redonda "La poesía como un deporte. Cuatro campeones Nacionales del torneo de poesía Adversario en el cuadrilátero", Venancio Neria, Hortensia Carrasco y Miguel Santos hablaron de su casa, su calle y su ciudad ideal, desde la óptica poética.

Moderados por Andrés Cardo en una actividad de la XXXV Feria Internacional del Libro en el Palacio de Minería (FILPM), los bardos leyeron, además, diversos textos de su autoría que ya están publicados para la lectura de hombres y mujeres, niños y adultos, amantes del género.

El auditorio seis del emblemático palacio de la calle de Tacuba, en el Centro Histórico no tenía cupo para una persona más. Incluso hubo quienes se quedaron fuera. Así es la convocatoria de la poesía en tiempos actuales, en que no pocas voces se levantan para decir que la poesía es algo antiguado y poco atractivo.

Venancio Neria, Hortensia Carrasco y Miguel Santos demostraron todo lo contrario. Con su obra, subyugaron a los asistentes, quienes terminada la mesa redonda corrieron ávidos de comprar las publicaciones que, bajo su firma, se mostraron y vendieron afuera del salón.

El moderador de la mesa señaló que "el poeta es el creador de los mundos. Los poetas escriben como viven". Y lanzó la pregunta a cada uno de los autores participantes: "¿Cuál es su casa, la calle, la ciudad, el mundo ideal para Venancio, Hortensia y Miguel?".

Venancio Neria fue el primero en responder. "Pueden ser la casa, la calle, la ciudad y el mundo donde actualmente vivo, porque es ahí donde doy rienda suelta a mi poética y donde creo mi obra". Miguel Santos fue más sintético: "Sitio ideal para mí es el texto, ya que es donde mejor me siento, sin importar de qué esté rodeado".

Para Hortensia Carrasco, la única mujer que se subió al cuadrilátero de poesía que esta tarde tuvo una más de sus actividades y cuya finalidad es dar a conocer lo que hoy día se hace en esa materia literaria, la Ciudad de México es el sitio ideal y lo explicó de manera clara y precisa para ser comprendida.

"La Ciudad de México es mi sitio ideal. Así como está, con sus borrachos y su basura, regados y tirados en aceras y arroyos vehiculares; con sus calles y sus edificios, algunos viejos y otros nuevos; con sus prostitutas y sus mariachis, quienes ofrecen sus servicios a plena luz del día, y su violencia imparable", compartió.