Rajoy defiende ante diputados recuperación de España

El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, afirmó hoy que ha pasado lo peor, España ahora avanza y es evidente un cambio de enormes consecuencias para la nación.

En el marco del discurso del Debate del Estado de la Nación, el segundo de su mandato, sostuvo: "Hemos pasado del retroceso al avance, de la caída a la recuperación, de la amenaza a la esperanza".

En el Congreso de los Diputados, en un largo discurso, subrayó que "España era un lastre para Europa, y ahora se la percibe como parte del motor, como un engranaje importante, cargado de energía potencial".

Rajoy adelantó que el Producto Interno Bruto (PIB) crecerá un 1.0 por ciento este año, frente al 0.7 por ciento que contempla el cuadro macroeconómico actual, que será oficialmente revisado y enviado a Bruselas -sede de la Comunidad Europea- en el mes de abril.

"Lo que en este momento les puedo anticipar es que el crecimiento previsto del PIB en términos reales se revisará al alza", aseveró.

Asimismo, anunció que desde este martes se pondrá en marcha una "tarifa plana de cotización a la Seguridad Social de 100 euros" para la contratación indefinida de nuevos trabajadores durante los primeros dos años siempre que sea empleo neto.

Aseguró que antes de verano se aprobará una estrategia de activación para el empleo para los próximos dos años en colaboración con las comunidades autónomas, que incluirá acuerdos con agencias de colocación y una nueva formación profesional.

Explicó que dentro del plan de garantía juvenil se incluirá la plena implantación del acuerdo marco de colaboración con agencias privadas de colocación o el portal único de empleo, que se pondrá en marcha en abril.

"La creación de empleo es el eje vertebral de todas nuestras iniciativas, no diré en política económica, en política sin más", aseguró ante todos los grupos parlamentarios.

Por ello, "no se dará por satisfecho ni descansará hasta que el peor rostro de la crisis, que es el paro (el desempleo), comience a disminuir con fuerza", dijo.

Recordó a los más de cinco millones y medio de desempleados que hay en España e hizo hincapié en que el empleo "no es la gran tarea pendiente", como si hasta ahora hubieran estado dedicados a otra cosa. "Lo hemos atendido desde el primer día", remarcó.