Historiador J. Benedict Warren es reconocido por su labor en México

El historiador estadounidense Joseph Benedict Warren recibió un reconocimiento a su labor de investigación en el estado de Michoacán, donde se ha convertido en un referente de la historiografía local.

En el acto, Luis Barjau, titular de la Dirección de Estudios Históricos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), puso énfasis en el gran valor que ha tenido su investigación a lo largo de los años, buscando establecer y esclarecer las fuentes y los procedimientos de su análisis.

En el homenaje, realizado en coordinación con el Grupo Kw´anískuyarhani de Estudios del Pueblo Purépecha, se presentó además el libro "Abriendo caminos. El legado de Joseph Benedict Warren a la historia y a la lengua de Michoacán".

Material coeditado por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, el INAH, El Colegio de Michoacán, la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, Keio University, Grupo Kw´anískuyarhani de Estudios del Pueblo Purépecha y Morevallado Editores.

El texto, destaca el INAH en un comunicado, es resultado de un homenaje previo realizado a Warren en 2006, en el ex convento jesuita de Pátzcuaro, en el que participaron 19 investigadores de nueve diferentes instituciones, entre antropólogos, historiadores, lingüistas, etnohistoriadores y arqueólogos.

"La obra de Warren es imprescindible para conocer la historia y la lengua del siglo XVI de Michoacán, centuria desgarrada por la Conquista, siglo de grandes cambios en donde se cimentan las instituciones más importantes de la convivencia humana colonial, como fueron los hospitales-pueblo, las comunidades indígenas, los ayuntamientos y las parroquias", comentó Luise M. Enkerlin Pauwells, coordinadora del libro e investigadora del Centro INAH Michoacán.

El doctor Joseph Benedict Warren recordó, por su parte, que al comenzar su maestría en la University of New México, en 1958, se disponía a investigar la historia de su estado natal, pero su asesor, el historiador France V. Scholes, lo convenció de que para entender la historia colonial de Nuevo México tenía que empezar por el centro del país y lo guió hacia Michoacán y la obra de Vasco de Quiroga.

En 1960, Warren presentó su tesis "La conquista de Michoacán", que se publicó en español corregida y ampliada en 1977, a la par de la traducción del libro "Vasco de Quiroga y sus hospitales-pueblo de Santa Fe", cuyo original en inglés se editó en 1963.

Para la realización de sus estudios de la conquista y los pueblos-hospitales de Vasco de Quiroga en Michoacán, Warren consultó archivos nacionales, españoles y estadounidenses, incluso revisó los documentos judiciales que se encuentran en el Archivo General de Indias en Sevilla, España.

"Es interesante el cambio que descubrió Warren en Vasco de Quiroga, que pasó de ser en 1530 un defensor humanista de los indios, a ser en 1550 un representante de la contrarreforma y un aliado del arzobispo Montufar, que buscaba imponer a los nativos el pago del diezmo eclesiástico y someter a los frailes defensores de los indios", explicó Rodrigo Martínez, investigador de la DEH.

El historiador homenajeado, acreedor en 2001 de la Orden del Águila Azteca por la trascendencia de su obra, es también autor de una veintena de libros y más de 15 artículos publicados en revistas; ha impartido más de 20 conferencias y consiguió siete becas para efectuar sus estudios de 1965 a 1991.

Fue profesor visitante del Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, profesor investigador en El Colegio de Michoacán, catedrático en la Universidad de Maryland y consultor en la Fundación Hispánica de la Library of Congress en Washington, D.C.

Al homenaje también asistieron Brígida von Mentz, Marcela Dávalos, Marta Terán, Cristina Monzón García y Carlos Paredes Martínez, quienes detallaron los ensayos en los cuales hablan de la obra del historiador estadounidense y que fueron incluidos en el volumen.