Pide Timoshenko justicia para las víctimas de la represión en Ucrania

La recién liberada líder opositora y exprimera ministra de Ucrania, Yulia Timoshenko, pidió hoy castigo para los responsables de la muerte de manifestantes durante la represión de las protestas antigubernamentales en la capital Kiev.

Timoshenko fue liberada este sábado de la prisión en la ciudad de Járkov y directamente se trasladó hacia la Plaza de la Independencia, en Kiev, donde fue aclamada por alrededor de 50 mil personas a quienes agradeció su defensa de Ucrania.

"Ustedes son héroes, son lo mejor de Ucrania", afirmó la rival política de Viktor Yanukovich, quien horas antes fue destituido como presidente del país por la Rada Suprema (Parlamento ucraniano), que también aprobó una resolución que ordenó su liberación inmediata.

Timoshenko fue condenada a prisión en octubre de 2011 por abuso de poder, debido a que autorizó un acuerdo de gas con Rusia que habría perjudicado a Ucrania, pero también esperaba juicio por otros cargos como malversación de fondos públicos, corrupción y evasión fiscal.

Sin embargo, la inconformidad popular que estalló en noviembre pasado, cuando Yanukovich suspendió las negociaciones para la integración de Ucrania a la Unión Europea (UE), allanó el camino para su liberación este sábado.

En el escenario de la Plaza de la Independencia, sentada en una silla de ruedas, la exprimera ministra saludó a los presentes y dijo "no reconocí Kiev, con los vehículos quemados y las barricadas, pero hoy es otra Ucrania, una Ucrania de hombres libres".

Lamentó no haber podido tomar parte en la lucha y pidió perdón en nombre de toda la clase política del país "por todo el sufrimiento experimentado por los ucranianos. Si supieran cuántas veces quise estar aquí", reportó la prensa internacional.

"Si alguien dice que todo terminó y que se pueden ir a casa, no es así hay que terminar el trabajo", dijo y pidió justicia para las víctimas de la represión. "Si los que mataron y los que dieron la orden no son castigados con la mayor severidad, será una vergüenza eterna", afirmó.

La exjefa de gobierno instó a los manifestantes a permanecer movilizados y les prometió ser el garante del respeto a sus derechos y esperanzas, pues aseguró que volverá a trabajar en favor de Ucrania.

"Estoy segura de que Ucrania se convertirá en miembro de la UE en un futuro próximo y todo va a cambiar", puntualizó Timoshenko y añadió que el país "va a volver a ver el sol y el cielo ahora que cayó la dictadura".

En su primera declaración pública tras abandonar el hospital donde por cuestiones de salud cumplía su condena desde mayo de 2012, la líder opositora celebró la caída de Yanukovich, "no por los políticos, ni por los diplomáticos, sino por la gente que salió a las calles".

Timoshenko quedó libre por una resolución adoptada por la Rada Suprema, minutos después de que aprobó la destitución de Yanukovich por "incapacidad para cumplir sus funciones constitucionales", debido a que no firmó los ordenamientos legales votados la víspera.

Entre ellos, la restauración de la Constitución de 2004, establecida en el acuerdo que Yanukovich firmó con los líderes de la oposición para poner fin a la crisis y las modificaciones al Código Penal que permitirían la liberación de Timoshenko.