Podría crisis venezolana afectar procesos de integración regional

La analista política de la Universidad Arcis, Francisca Quiroga, señaló a Notimex que la crisis en Venezuela podría generar un efecto en los procesos de integración, pero no contaminaría la estabilidad de los países de la región.

Una eventual salida del poder del presidente Nicolás Maduro tendría como efecto una baja en el nivel de intensidad de la integración, indicó la directora del Magíster en Políticas Sociales y Gestión de la Escuela Latinoamericana de Estudios de Postgrado de Arcis.

Sin embajo, precisó, "ello no afectaría la estabilidad política e institucional en la región.

Los procesos de integración impulsados desde Caracas, "bajarían su nivel de intensidad porque Venezuela es un líder natural, es un promotor, financia proyectos, y tiene un efecto en algunas economías latinoamericanas importantes", dijo la académica e investigadora.

"Venezuela tiene una relación importante con Bolivia y Ecuador, pero también con la región del Caribe, el Caricom, tiene una serie de acuerdos, son parte del ALBA", apunto la profesora.

En este terreno, dijo, "la crisis produce determinados efectos internacionales pero a nivel político institucional, cada uno de los países de la región, incluso los vinculados más estrechamente a Venezuela, tiene procesos distintos y tiempos distintos".

Aunque se pueden producir efectos, "en los pocos espacios multilaterales creados, no contaminarán la institucionalidad de los restantes países "porque son procesos que han vivido cada uno y que están con sus propios conflictos y crisis, y con tiempos distintos", subrayó.

En dependencia del curso de los acontecimientos, la crisis venezolana "puede desacelerar los procesos de integración, quizás agudizar aspectos simbólicos de las discusiones políticas, lo que ya se está dando y generan efectos en las políticas internas", apuntó.

En todo caso, concluyó Quiroga, la salida que tiene Venezuela para normalizar la situación y evitar el escalamiento de la crisis, es "desactivar el conflicto y tanto el gobierno como la oposición deben encontrar una instancia de diálogo".