Comités comuntarios supervisarán programas sociales: Sedesol

La titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Rosario Robles, señaló que para terminar con la falta de confianza de la ciudadanía sobre los apoyos sociales se forman comités comunitarios, para que la gente supervise si los programas y las acciones llegan verdaderamente a quien lo necesita.

"En el gobierno de la República se entiende muchas veces la desconfianza de cuando vienen los funcionarios públicos a decir: se va a hacer esto, se va a hacer aquello y finalmente no se cumple", reconoció Robles Berlanga en una gira por Michoacán para fortalecer la estrategia de apoyo integral a la entidad.

"¿Qué estamos haciendo ahora para garantizar que esto se cumpla? Estamos formando los comités comunitarios para que sea la gente la que supervise, para que sean ustedes los que nos digan si realmente los programas y las acciones realmente están llegando a quienes verdaderamente lo necesitan", indicó.

En el municipio Los Reyes, durante la firma de un convenio entre Diconsa y el gobierno del estado para la compra de 10 mil toneladas de maíz a pequeños productores agrícolas, reiteró que en el combate a la pobreza no hay colores políticos.

Destacó que "tenemos la obligación de llegar a donde la gente tiene pobreza y pobreza extrema, porque solamente tenemos una camiseta, que se llama México. Es la camiseta que nos hermana a todos, que nos abriga a todos".

La titular de Sedesol indicó que en esa entidad se trabaja en las comunidades indígenas de Los Reyes con los programas sociales de techos y muros firmes, de fogones, de proyectos productivos.

Adicionalmente, comentó, en este municipio se instalarán 11 de los 400 comedores comunitarios a los que se comprometió recientemente el presidente Enrique Peña Nieto.

"No nada más estarán (los comedores) en la cabecera municipal, sino precisamente en las comunidades más pobres, para que nuestros niños y niñas tengan qué comer y las mujeres que están esperando bebés y las que están amamantando tengan una alimentación suficiente, nutritiva y estén en una mejor condición y calidad de vida", enfatizó.

La funcionaria federal señaló que también se trabajó muy fuerte con Liconsa, que pasó de dos mil a más de cinco mil beneficiarios en este municipio, y que permite ver que las mujeres no sólo sacan adelante a su familia, a su hogar, sino que piden ser productivas.

Mencionó que las personas ya no quieren vivir de dádivas o de subsidios, sino que buscan opciones y oportunidades para trabajar, y por eso se apoya el proyecto de La Ciénega, donde las mujeres hacen su propia empresa social, con lo que demuestran que la mejor manera de combatir la pobreza es con pruducción y generación de un ingreso.

"Vamos a seguirl apoyándolas, al igual que a todas aquellas mujeres que se organicen de manera productiva para fortalecer sus proyectos y que puedan ser el sostén de su hogar", sostuvo.