Protestas ante embajada de España por supuesto "chantaje" a Canal

Unos 50 panameños, con espejos en mano, se manifestaron hoy frente a la embajada de España en Panamá para rechazar lo que consideran "chantaje" de un consorcio internacional que mantiene una amenaza de parar la ampliación del Canal.

"Ya no dan ni espejos", "Chantaje y extorsión", "Sacyr te tienes que ir", fueron las consignas coreadas durante la manifestación pacífica vigilada por policías que acordonaron la sede diplomática española.

"No estamos dispuestos a aceptarles a estos maleantes la amenaza, los chantajes y la extorsión", dijo el catedrático Miguel Antonio Bernal, quien convocó a la protesta y pidió a los manifestantes llevar espejos.

"Se llevaron nuestro oro por espejitos (en el siglo XVI) y ahora no se lo van a llevar", advirtió Bernal.

Señaló que la manifestación fue en rechazo a las pretensiones del Grupo Unidos por el Canal de Panamá (GUPC) y por supuestas declaraciones del embajador español, Jesús Silva, quien habría señalado que como en el país hay dinero se puede pagar al consorcio.

El GUPC, integrado por la española Sacyr Vallehermoso, la italiana Impregilo, la belga Jan De Nul y la panameña CUSA, emplazaron al Canal a pagarle mil 600 millones de dólares por sobre costos para evitar la paralización de la ampliación de la vía interoceánica.

El ultimátum se venció el pasado lunes, aunque ahora el consorcio aplazó la fecha de paro para el 31 de enero mientras se llevan a cabo negociaciones.

Bernal dijo que la ACP debe mantenerse firme para impedir negociaciones fuera del contrato, aunque de todas formas ese pacto lo consideró "leonino".

"Ellos están en la obligación de dar a conocer el contrato, no lo han hecho por el descuido ciudadano y porque se nos ha querido vender la idea de que todo lo que hacen está bien hecho, pero para que las cosas estén bien hechas deben ser transparentes", dijo.

Luego de reunirse el martes con la aseguradora Zurich American -tenedora de una fianza de cumplimiento por hasta 600 millones de dólares-, las partes se reunirán de nuevo el próximo lunes en busca de llegar a acuerdos antes del 31 de enero.

La expansión para añadir un carril a los dos existentes inició en 2007 con una inversión de cinco mil 250 millones de dólares, para finalizar el 21 de octubre de 2014, pero ahora el proyecto sufre al menos un retraso de unos nueve meses.