Analizan diputados modificar ley de Aguas Nacionales

La Comisión de Recursos Hidráulicos analiza reformas a la Ley de Aguas Nacionales para facilitar los trámites a fin de renovar las concesiones, en especial las de uso doméstico y público urbano.

En un comunicado, la diputada del PRI, Dulce María Martínez, informó que la propuesta contempla que las concesiones se puedan renovar a más tardar un día antes del vencimiento, lo que dará certeza a los municipios en el abastecimiento del agua potable y evitará el uso de las reservas acuíferas.

Precisó que debido a la falta de documentación, la lejanía de las oficinas de Comisión Nacional del Agua (Conagua) o por el analfabetismo en el medio rural se dejan de realizar estos trámites.

Por ello, se busca modificar el plazo determinado para realizar el trámite, a fin de dar certidumbre y permitir que los sujetos beneficiarios puedan iniciarlo a más tardar un día antes del vencimiento.

Resaltó que de acuerdo con la Conagua, en la actualidad se cuenta con 270 mil 303 asignaciones o concesiones de aguas nacionales vigentes, de las cuales 41 mil 54 caducarán entre 2014 y 2016, y 66 mil 417 lo hicieron desde 2009 y hasta este año.

La problemática para los municipios y gobiernos locales se presenta en cuanto a las asignaciones no renovadas, que por el vencimiento de los plazos dejan en incertidumbre jurídica a sus organismos prestadores del servicio de agua potable.

Muñiz Martínez argumentó que como consecuencia del crecimiento de la población, la disponibilidad de agua ha disminuido de manera considerable, pues en 1910 era de 31 mil metros cúbicos por habitante al año y en 2010 ha disminuyó gradualmente a 4 mil 230 metros.

Comentó que la Conagua también reporta que la sobreexplotación de los acuíferos es un grave problema que ha ido en aumento, pues en 1975 había 32 en esta condición; 10 años después eran 80, y para el 2010 la cifra ascendió a 105.

Indicó que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales informó que el 40 por ciento del territorio tiene condiciones anormalmente secas y 17. 5 por ciento empieza a sentir estos efectos con los que están afectados 806 municipios en 28 entidades, y anunció que se reducirá la lluvia para los años venideros.

La diputada federal precisó que se deben revisar las prioridades en las obligaciones de los concesionarios para tener una explotación más responsable, generar facilidades administrativas por parte del Ejecutivo federal en la regularización de las concesiones.

Asimismo, vigilar el cumplimiento de los plazos establecidos para cada concesión, a fin de evitar con ello la evasión de las contribuciones fiscales establecidas en el Registro Público de Derechos del Agua.

"Es imperativo asegurar que los gobiernos municipales cumplan con la satisfacción del servicio de agua potable a los pobladores, considerando la figura de asignación que la autoridad del agua le otorga; esto es, el título que debe otorgar y en su caso renovar la Conagua, considerando lo dispuesto en la ley", finalizó.