Corea del Sur espera la respuesta de Japón sobre diferendo comercial

Corea del Sur sigue a la espera de que Japón levante las restricciones de exportación impuestas por una disputa sobre el trabajo forzado en tiempos de guerra, dijeron funcionarios del Ministerio de ...

Corea del Sur sigue a la espera de que Japón levante las restricciones de exportación impuestas por una disputa sobre el trabajo forzado en tiempos de guerra, dijeron funcionarios del Ministerio de Comercio, Industria y Energía de Seúl, a medida que se acerca el fin del plazo para la respuesta.

Seúl estableció como fecha límite finales de mayo para que Tokio levante las restricciones de exportación, impuestas en julio del año pasado, sobre tres materiales industriales clave, en una aparente represalia sobre una disputa que involucra el trabajo forzado en tiempos de guerra. Japón también retiró a Corea del Sur de su lista de socios de confianza.

Un funcionario del ministerio dijo que han estado abriendo canales de diálogo, incluso durante los fines de semana, y que aguardarán hasta la medianoche para que Japón dé una respuesta, informó la agencia de noticias Yonhap.

Japón impuso las restricciones de exportación después de que el Tribunal Supremo de Seúl ordenara a unas firmas japonesas compensar a las víctimas surcoreanas del trabajo forzado durante la colonización japonesa de la península coreana de 1910-45.

Si Japón no presenta una respuesta positiva, los expertos predicen que Corea del Sur reanudará su proceso de reclamación ante la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Corea del Sur decidió en noviembre pasado suspender su demanda presentada ante la OMC y posponer, bajo ciertas condiciones, la conclusión del Acuerdo General sobre la Seguridad de la Información Militar (GSOMIA) con Japón.

Corea del Sur podría proponer de nuevo la opción de retirarse del GSOMIA -un pacto para el intercambio de información militar-, aunque los expertos opinan que esto sería poco probable, dado que ha causado la fuerte objeción y críticas de Estados Unidos.

En tanto, Japón afirma que el GSOMIA es un tema independiente del de las restricciones de exportación.