Sailor Brinkley-Cook comparte su vivencia con la dismorfia corporal

La modelo estadounidense Sailor Brinkley-Cook decidió usar las redes sociales para referirse a sí misma como un ser humano completamente imperfecto, además señaló en sus redes sociales que se s...

La modelo estadounidense Sailor Brinkley-Cook decidió usar las redes sociales para referirse a sí misma como un ser humano completamente imperfecto, además señaló en sus redes sociales que se siente harta de las correciones que se le tienen que hacer a sus fotografías.

La participante del programa Bailando con las estrellas compartió en su cuenta de Instagram algunas fotografías suyas en traje de baño, en cuya descripción reveló cómo ha sobrellevado algunos padecimientos relacionados con su imagen:

“He estado tan deprimida recientemente. Llorando por mi celulitis, dejando que la grasa de mi cuerpo arruine mi día, enojándome porque ya no soy tan delgada como antes. La dismorfia corporal y las tendencias del desorden alimenticio sobrante, se han fortalecido”, escribió.

De igual manera señaló que cuando entra a sus espacios sociales regularmente se compara con otras chicas, sobre todo en Instagram, red social en la que es común ver imágenes de cuerpos perfectos, por lo que ha decidió aceptar el suyo tal y como es, con los cambios que constantemente tiene.

“A medida que entro en mí misma como una mujer joven, mi cuerpo cambia y cambia cada mes, el 'control' que sentí una vez, se ha despojado completamente de mí. Hormonas, emociones, dolores de crecimiento”, continúa en la publicación.

Cook tomó la decisión de comer sanamente y ejercitarse, además de reconocer que su cuerpo es "cien por ciento imperfecto", por lo que también dijo sentir  agradecimiento por tenerlo y ya no avergonzarse de él.

Concluyó su publicación con un mensaje para todas las mujeres que han pasado por la misma situación: “Tengo celulitis y un estómago que no siempre se ve 'agradable' (lo que sea que eso signifique) y soy un humano imperfecto. ¡Estoy orgullosa con el infierno de mi cuerpo! Si te estás odiando, ¡detente! Apréciate a ti misma. Tu cuerpo es tan mágico”.

La dismorfia corporal es un trastorno relacionado con la percepción que un individuo tiene de su propia imagen, lo que genera preocupación excesiva al ver con obsesión las imperfecciones de cara o cuerpo.