Productores venezolanos solicitan eliminar ley de precios justos

Productores privados venezolanos opinan que el primer paso que debe dar el gobierno nacional para reactivar el sector agrícola, es eliminar la denominada Ley de Precios Justos (LPJ).Rafael Quijada...

Productores privados venezolanos opinan que el primer paso que debe dar el gobierno nacional para reactivar el sector agrícola, es eliminar la denominada Ley de Precios Justos (LPJ).

Rafael Quijada, presidente de la Asociación de Productores del Sur del Lago (APSL), en el occidental estado Zulia, expresó que “mientras tengamos controles que no sean acordes con la realidad de los costos de producción, aquí nadie va a producir”.

Quijada, en conversación con Notimex, afirmó que para nada sirven los 14 “motores” que creó el presidente Nicolás Maduro, si en el corto plazo se mantienen sin corregir las políticas económicas que alejan al empresario privado de las actividades productivas.

“En materia agroalimentaria el gobierno debe dejar de pensar en pajaritos preñados y enfrentar la realidad con proyectos agrícolas viables donde participen todos los productores del país, del color político que estos sean”, advirtió.

El dirigente empresarial aclaró que sin pretender que el estado abandone su función contralora para evitar las distorsiones del mercado, recomienda flexibilice la rigidez de los precios y en muchos casos los libere, como es el caso de Colombia que maneja bandas de precios.

“Muchos productores del Zulia cambiaron de actividad y ahora son importadores, ya que estaban arruinándose con esta Ley de Precios Justos, que no compensa los costos que implica producir determinado rubro. Es lógico que nadie quiera producir a pérdida”, explicó.

Quijada resaltó que el gobierno sigue sin entender que el constante aumento de los productos y servicios se combaten más que con leyes, o con insultos y ofensas al empresariado privado, con políticas económicas anti-inflacionarias.

Enfatizó que Venezuela requiere de todos los sectores, independientemente de colores, partidos, intereses institucionales y personales, y que por tanto la invitación hoy debe ser a sumar para sacar al país del atolladero en que se encuentra.

De acuerdo con el análisis del dirigente empresarial, la verdadera solución para resolver el problema de la inflación, la escasez y el desabastecimiento es lograr que en Venezuela se produzcan muchos productos, tal y como ocurría hace unos años atrás.

“Por ejemplo es necesario que más de seis mil industrias que el gobierno cerró vuelvan a abrir sus puertas y que tres millones de hectáreas de tierras fértiles y productivas que el Ejecutivo se apropió, y que hoy nada producen, puedan volver a dar sus frutos”.

Finalmente el empresario aseguró que “en la medida que existan muchas ofertas, muchos alimentos en el mercado, incluso se podrá controlar cualquier intento puntual de algún comercio que pudiera estar pensando en vender por encima del precio estipulado”.