Extraño caso de la Orquesta Filarmónica de la Ciudad de México

*Alejandra Hernández compartió parte de su investigación sobre los primeros años de esta agrupación

*Alejandra Hernández compartió parte de su investigación sobre los primeros años de esta agrupación

Por Cristóbal Torres

México, 14 de mayo (Notimex).— A diferencia de otras orquestas en el mundo cuya formación puede llevar años, a la Orquesta Filarmónica de la Ciudad de México (OFCDMX) sólo le tomó días, ya que su creación se gestionó el 15 de agosto de 1978 y debutó el 14 de septiembre del mismo año en el Teatro de la Ciudad, resaltó la investigadora Alejandra Hernández.       Durante su ponencia habló sobre los primeros cuatro años del conjunto como parte de una serie denominada "Miradas a nuestra historia, miradas al acervo". Recordó las primeras formaciones musicales en el país; se remitió hasta 1539, cuando la Catedral de México se convirtió en la primera catedral en toda hispanoamérica en contar con una capilla de música. Aunque su función era litúrgica, algunos miembros alternaron su oficio en teatros.       Hernández advirtió que es importante dejar por escrito lo que ocurrió en los primeros años de la OFCMX, pues gran parte de lo que ahora se conoce sobrevive únicamente por la tradición oral. “Se empieza a perder una historia de lo que ocurrió y es imprescindible que se tome en cuenta redactar esta información”.       Resaltó el papel de la primera dama de aquel entonces, Carmen Romano, esposa de José López Portillo, por ser la principal impulsora de la creación de la orquesta a partir del Fondo Nacional para Actividades Sociales. Fue así como el conjunto se estableció como parte de un patronazgo gubernamental. Carmen Romano es la primera y única primera dama que ha impulsado la música académica con tal magnitud, “algo que no ha vuelto a suceder”.       También ofreció una numeralia de las actividades de la orquesta: realizó 12 giras nacionales, cuatro giras internacionales; pasó por 45 ciudades en todo el mundo, desde América Latina, Asia, Europa y Norteamérica. La primera gira ocurrió en mayo de 1979. Hernández agregó que se contempló una quinta gira por la Unión Soviética, pero no fue posible debido a la falta de recursos económicos.       Sobre la cobertura mediática, la investigadora señaló que recibió “críticas acérrimas”, aunque también gozó de una sana difusión. Resaltó las reseñas de Juan Arturo Brennan y los textos publicados por José Antonio Alcaraz. Finalizó enlistando las aristas que todavía quedan por estudiar, como la relación entre la música y la política, pues la orquesta ha sufrido los cambios sexenalex; después de 1983, la alineación sólo mantuvo a siete miembros de su primera generación.