No a militarización de seguridad, pide aspirante a presidencia de Morena

Alejandro Rojas Díaz Durán, aspirante a líder nacional de Morena, se manifestó en contra de que se militarice la seguridad pública, aunque sea legal y la ampare la Constitución.

Alejandro Rojas Díaz Durán, aspirante a líder nacional de Morena, se manifestó en contra de que se militarice la seguridad pública, aunque sea legal y la ampare la Constitución.

Consideró que el Gobierno Federal debería valorar solicitar a Naciones Unidas su apoyo para pacificar al país, respetando la soberanía.

"La violencia de hoy es la manzana podrida de esa fallida guerra cruenta y estúpida que iniciaron los gobiernos del PAN y del PRI", acusó.

Asimismo propuso que los expresidentes Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto sean investigados por violar la Constitución, actos de corrupción y haber dejado un camposanto sangriento a México y, si son culpables, que se les aplique la ley.

Destacó que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) puede respaldar a México con una nueva estrategia multinacional y para recuperar territorios que hoy controlan los delincuentes, respetando los derechos humanos de víctimas, criminales y, sobre todo, la soberanía nacional.

Asimismo, en un comunicado, Rojas Díaz Durán contempló que la ONU podría brindar su apoyo para invertir recursos en programas sociales dirigidos a la reconstrucción del tejido social, económico y cultural de las poblaciones afectadas por la violencia, delincuencia e inseguridad.

“Simultáneamente -dijo- pedirle a la ONU que integre una Comisión de Alto Nivel Anticorrupción (similar a la que se formó en Guatemala) para enjuiciar a los expresidentes y demás responsables directos de la corrupción, degradación política y descomposición institucional del régimen".

Consideró que son tiempos de diseñar una nueva estrategia de corto, mediano y largo plazo, que trascienda al menos dos sexenios, a fin de que la prioridad del Estado mexicano sea restablecer la paz, recuperar la soberanía territorial y transformar el "viejo y corrupto régimen" por un nuevo régimen democrático, que garantice la tranquilidad de los mexicanos.

Alejandro Rojas Díaz Durán anticipó que es momento de pensar en un nuevo enfoque institucional, porque está más que probado que la militarización de la seguridad pública ha fracasado, además de que se sigue exponiendo el prestigio y honor de las Fuerzas Armadas.