Bolivia, sin acuerdo para fecha de elecciones presidenciales

El Tribunal Supremo Electoral no ha logrado precisar hasta este martes una fecha de celebración de los comicios presidenciales en Bolivia, a causa de la emergencia decretada frente a la pandemia de c...

El Tribunal Supremo Electoral no ha logrado precisar hasta este martes una fecha de celebración de los comicios presidenciales en Bolivia, a causa de la emergencia decretada frente a la pandemia de coronavirus (COVID-19).

El director del TSE, Salvador Romero, comentó a Bolivia TV que la decisión será anunciada por la Sala Plena del órgano electoral; sin embargo, el fallo dependerá de un análisis científico y técnico, mediante el cual sea posible definir la fecha idónea y con menor riesgo de propagación del virus.

Los comicios presidenciales en Bolivia estaban programados para celebrarse el pasado 3 de mayo, pero la emergencia sanitaria por coronavirus llevó al TSE y a los partidos políticos a postergar el proceso electoral. A pesar de ello, aún no se ha alcanzado un acuerdo entre las partes.

Anteriormente, la bancada del Movimiento al Socialismo (MAS) en la Asamblea Legislativa Plurinacional promulgó una norma, a partir de la cual se daba un plazo de 90 días a partir del 3 de mayo para la celebración de las elecciones. Mientras tanto, la autoridad electoral ha solicitado su aplazamiento hasta el 27 de septiembre.

La impugnación del decreto aprobado por el Legislativo sigue en proceso ya que, de acuerdo con declaraciones del gobierno interino de Jeanine Áñez, se debe priorizar el combate a la pandemia para evitar un segundo brote de coronavirus en el país de la región andina.

Bolivia aún tiene pendiente la resolución de la crisis política cuyo estallido tuvo lugar en noviembre de 2019, cuando el expresidente, Evo Morales, presentó su renuncia a causa de presuntas acusaciones de fraude en las elecciones en que buscaba su reelección.

Tras la salida de Evo de la presidencia, quien fungía como la segunda vicepresidenta de la Cámara de Senadores, Jeanine Áñez, se proclamó presidenta interina para posteriormente convocar a elecciones, sin embargo, la coyuntura ha impedido la culminación del proceso político.