LITORAL

VOZ ORIGINAL

VOZ ORIGINAL

MUSICALIDAD DE LAS LENGUAS DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS

Para la recuperación, resguardo y difusión de las culturas originarias existen varios frentes y uno de ellos es la música, arte desde el cual también se puede plasmar el orgullo de ser portador de una cosmovisión milenaria, hablante de una de las 68 lenguas que existen en el país, además del español. Desde a música, una voz educada, se puede llevar la palabra de ondas raíces al territorio nacional y más allá de nuestras fronteras, mostrar satisfacción por ser parte de un país multicultural, al que han habitado y aún lo hacen valiosas civilizaciones.

Así lo ha mostrado la cantante de origen ayuuk María Reyna González, quien con su tesitura de soprano ligera inició hace diez años el proyecto Ópera Mixe, el cual es resultado de una vocación que nació siendo una niña y que desde entonces ha superado varios obstáculos hasta lograr en 2019 su primer fruto concreto, el disco Orgullosa soy raíz, y que en el año que recién inicia tiene planes para llegar al siguiente escalón, que es la internacionalización.

En plática con Litoral, la cantante nacida hace 30 años en la comunidad de Santa María Tlahuitoltepec, en la región de la Sierra Norte de Oaxaca, explicó que su deseo de dedicar su vida al canto surgió cuando contaba con apenas ocho años y entonces empezó a hacerlo en fiestas familiares o de su pueblo natal, donde posteriormente se integró a un grupo coral. Al finalizar sus estudios secundarios se trasladó a Guadalajara con el fin de continuar la preparatoria y los estudios universitarios.

En la capital del estado de Jalisco se empleó como trabajadora del hogar y estudió la licenciatura en Canto Gregoriano. Al mismo tiempo se puso a las manos del maestro Joaquín Garzón, proceso en el que se descubrió que su tesitura de voz era la de soprano ligera. Al lado de él desde hace 10 años desarrolla el concepto de Ópera Mixe, el cual engloba el bel canto con fusiones de jazz y canto en lenguas originarias de México. A este proyecto se ha dedicado en cuerpo y alma, por lo que cada día continúa su preparación, para hacer frente de la mejor manera lo que se le presente profesionalmente, afirma.

De esta actividad en 2019 tuvo uno de sus primeros resultados concretos, la producción del disco Orgullosa soy raíz, que desde entonces promueve, anota al mencionar que hace poco menos de un año se trasladó a la Ciudad de México, confiada en hacer de la capital del país la plataforma para su carrera con proyección al territorio nacional y al mundo.

Cuando alguien se dedica a un proyecto cultural que involucre el canto lo más difícil es encontrar que se abran las puertas de los espacios, es decir teatros, salas de concierto, auditorios, anota al señalar que en su caso agradece que su propuesta haya gustado y por ello se le hayan presentado diversas oportunidades. De esa manera, ha sido invitada a llevar su propuesta de bel canto, jazz y canto en lenguas originarias a diferentes plazas. Además, en el año recién terminado por el lanzamiento de su disco fue cuando en más lugares se presentó, dijo al mostrar su agradecimiento por la gente que se forma para comprar boletos, llena los espacios y dedicar tiempo a esperar el inicio de su propuesta musical. Ello le llena de satisfacción, “saber que vamos con pasos firmas, caminando, no corriendo, pero ahí vamos”.

EN CONCRETO

En el disco canta en maya, ayuuk, zapoteco, mixteco y náhuatl, lenguas que son muy musicales, que se prestan para el canto, explica al mencionar que hay lenguas que no se prestan y por ello no las incluyó, mientras que la que más le costó trabajo aprender fue la primera, porque es muy diferente a su idioma natal, y para perfeccionar su dominio constantemente practica con hablantes de ese idioma, les pide platicar con ella y así afinar entonación y lenguaje, fue hasta obtener su aprobación que decidió a grabar en ella.

Adelanta que en 2020 su proyecto es llevar al extranjero Orgullosa soy raíz, pero de lo logrado hasta ahora le tiene con la cabeza levantada y a todos los que forman parte de Ópera Mixe. Uno valora que la gente dedique su tiempo para ir a escucharla, para estar en el teatro o auditorio antes de la hora marcada, es un esfuerzo que no se paga con nada más que con agradecimiento y la superación profesional, subraya.

Por eso afirma que 2019 fue apenas el inicio de su proyecto porque va por más, y si el año pasado se lanzaron varios sencillos para promover el disco, en estos momentos se encuentra eligiendo otro para continuar con esa labor con miras a llevarlo al extranjero.

ORGULLO DE PERTENENCIA

María Reyna puntualiza que su proyecto musical es el frente por el cual manifiesta su orgullo de pertenecer a una cultura de origen prehispánico, de difundirla, y tanto es así que recientemente aceptó una propuesta para formar parte de la autoridad de su lugar de origen y realizar trabajo en su favor, lo que cumplirá a la par de su carrera artística, consciente de que “uno sabe de dónde viene, uno sabe a dónde quiere ir” por las raíces que tiene.

Los mexicanos en general deberían sentirse orgullosos de contar con sus culturas de origen prehispánico, que se hablen 68 lenguas diferentes en el país además del español, porque son pocas las naciones que tienen esa riqueza, a la que se debe dar difusión. En su caso lleva el canto en lenguas originarias a diversos foros y lo hace desde la perspectiva de que lo cultural y lo comercial se pueden juntar con buenos resultados; ambos aspectos no están peleados, lo importante es saber cómo juntarlos, asegura.

En ese sentido son importantes las redes sociales, que permiten una mayor difusión, anota al recordar que cuenta con una página en Facebook como María Reyna soprano mixe, en Twitter se le encuentra en mariareynaof, en Instagram en mariareynaoficial y en Youtube como María Reyna soprano mixe.

De sus proyectos a mediano y largo plazo, adelanta que sus primeras presentaciones de 2020 se llevarán a cabo en febrero y marzo próximos, y por ahora se afinan detalles y se realiza labor de difusión. Visitará territorio nacional y tiene en la mira salir al extranjero y como primera meta Estados Unidos, donde en 2016 fue invitada a Nueva York, Los Ángeles y Houston, pero por cuestiones de VISA no pudo visitar, pero en este año confía en concretarlo y ya tiene una propuesta para marzo próximo, finaliza.