El Zócalo bajo la misma Bndra

*La agrupación ofreció un concierto durante la tarde de este lunes en el Centro Histórico de la Ciudad de México

*La agrupación ofreció un concierto durante la tarde de este lunes en el Centro Histórico de la Ciudad de México

Por Cristóbal Torres

México, 30 de diciembre de 2019 (Notimex).—Un dron sobrevolaba a no más de seis metros espiando a los asistentes cuando Bndra inició su presentación en el Zócalo capitalino, formado por seis músicos de agradable actitud con música ecléctica que iba de sonidos tradicionales hasta hip-hop.       "Somos una cultura hermosa que ama muchas cosas, una de ellas: la muerte, que nos hace sentir vivos, a veces", expresó Rubén antes de interpretar "Santos bien colgados", haciendo gala de una aventajada dicción que permitía pronunciar varias palabras en breves lapsos de tiempo sin perder cadencia.       Utilizando también jaranas, el conjunto interpretó "Cenizas y jardín", como un agradecimiento a todo el público por "hacer de las cenizas un jardín con su alegría y presencia", dijo Rubén al tiempo que Cristina —la otra vocalista— agradecía la presencia de todos: "deberían de ver lo bello que se ve desde aquí arriba", mencionó en una canción que mostró el amplio horizonte musical de la agrupación.       La banda sonó bien en todo momento, aun cuando ciertas canciones descansaban en diferentes voces, gracias a que llevaron a su propio ingeniero de audio que nunca se alejó de las consola durante toda la presentación, permitiendo un sonido claro que dejó muy bien parado a Bndra. Incluso pudieron darse el lujo de utilizar pistas con instrumentos de viento, sin que eso hiciera artificial su presentación pues todavía se podía apreciar la participación de cada uno en las canciones.       Con dos álbumes en su haber: Entrada libre y arte y Una misma bandera, Bndra interpretó diversos cortes como: Carajo, Caramba y Apapacho, esta un última dedicada "a todas las familias aquí presentes, cualquier tipo de familia; no hay revolución más grande que la crianza y qué mejor que hacerla entre apapachos".       La velada terminó con "Epicentro"; "Ojalá nos griten que quieren otra", invitó Rubén antes de ejecutarla, solicitud que fue muy bien atendida por los asistentes y que dio fin a un concierto, el cual reunió tanto a turistas de paso como a indigentes de la zona, quienes se reunieron con las manos arriba para una foto que la banda tomó a manera de recuerdo.