"El hombre de la Torre" y la cultura actual

*En su más reciente libro, Pablo Lazo expone cómo el fanatismo religioso puede detonar episodios de violencia

*En su más reciente libro, Pablo Lazo expone cómo el fanatismo religioso puede detonar episodios de violencia

Por Evangelina del Toro

México, 13 de noviembre (Notimex).— El libro El hombre de la torre, de Pablo Lazo Briones, es una novela que se desarrolla en una casa ubicada en la colonia Roma de la Ciudad de México, se trata así de un hogar donde ocurren sucesos de extrema violencia, situación que obliga a los personas a encerrarse, crear un mundo en dicho lugar y odiar lo que pasa afuera de tal espacio.       De género negro, con un poco de terror psicológico, el relato se centra en dos ámbitos: dentro y fuera, como una metáfora de nuestras xenofobias y del odio hacia el que es distinto; se exhibe una dinámica muy notoria durante la narrativa, la cual se centra en reflexionar cómo las reglas de casa se convierten en desprecio hacia quienes no las siguen.       En entrevista con Notimex, el escritor comentó que esta historia la protagonizan una madre y sus dos hijos; de tal manera, a través de los cuentos, ella los mantiene en un estado de regresión y terror constante hasta su adolescencia.       "Aquí es donde viene el verdadero conflicto de confiar demasiado en las leyes de casa. Lázaro, que trabaja en un velatorio, y Ángela en un bar de strippers como mesera, comienzan a tener una violencia extrema en sus trabajos y las cosas se desarrollan hasta que ellos intentan huir de casa; pero regresan sin poder evitarlo. Todo lo que hacen afuera es con las reglas de casa", enfatizó.       Lazo Briones mencionó que las historias contadas se originan de un fanatismo religioso extremo, con relatos de “una especie de anuncio de que todo terminará, como si fuera un artículo de fe. Es un fanatismo enloquecido el cual guía a los hermanos”.       Precisó que esta novela es contada por otra persona, quien vive en una torre, y de ahí el nombre de la novela.       "Ahí juego con la metáfora de lo que significa estar encerrado dentro de una torre en nuestra cultura. En donde desde el medievo era un lugar de castigo; pero también de vigilancia y ese es el narrador que está participando de los hechos y al final se revelará quién es y por qué cuenta todo eso", mencionó.

Influencia de Fuentes y García Lorca

Pablo Lazo expuso que en su libro deja ver un guiño de locura sobre los acontecimientos de la madre y sus hijos.       El hombre de la torre tuvo como influencia a la novela Aura, de Carlos Fuentes, así como La casa de Bernarda Alba, escrita por Federico García Lorca, entre otros textos que inspiraron su novela.       "Es la encarnación en ficción de una narración y con un estilo que a veces llega a lo crudo y en partes también es grotesco; pero es una narrativa muy viva. La estructura de toda la novela consistía en cómo mantener el equilibrio entre alguien que puede ser auto caníbal y alguien que se está criticando. También hay un giro de crítica social y política", explicó.       Adelantó que ya se encuentra por terminar otra novela que podría ser entregada en enero próximo, en la cual el tema es más lúdico, con personajes jóvenes hipsters que por un juego experimentan acontecimientos inesperados.      Después de escribir tres ensayos, Lazo Briones dio un salto hacia la novela: “ya me gustó, ya me enfrasqué en esto y creo que era, además, mi verdadera vocación y lo otro era un trabajo académico, me gusta pero esto me convence realmente”.