Desfile pone fin a ceremonia de entronización del emperador Naruhito

La pareja imperial japonesa fue contemplada este domingo por miles de personas que ondeaban banderas durante un desfile imperial de automóviles descapotables, que fue reprogramado debido a las conse...

La pareja imperial japonesa fue contemplada este domingo por miles de personas que ondeaban banderas durante un desfile imperial de automóviles descapotables, que fue reprogramado debido a las consecuencias del tifón Hagibis, que dejó más de 80 muertos en octubre.

Este domingo ha tenido lugar el desfile de la pareja imperial japonesa para celebrar la subida al trono del emperador Naruhito.

Los alrededores del Palacio Imperial en Tokio se encontraban abarrotados de gente deseosa de contemplar de cerca al nuevo emperador y la emperatriz Masako, destaca la cadena NHK.

El desfile comenzó a las 3:00 hora local en el Palacio Imperial y ha durado unos 30 minutos. La pareja recorrió en un vehículo descapotable un trayecto de 4.6 kilómetros hasta sus aposentos en el Palacio de Akasaka.

El desfile iba a celebrarse el 22 de octubre, justo después de la ceremonia de entronización, pero se aplazó para poder centrar los esfuerzos en las tareas de socorro después del paso por Japón del poderoso tifón 19 de la temporada o Hagibis.

Con el desfile llegan a su fin las cinco ceremonias clave relacionadas con la entronización, que empezó el 1 de mayo con una jornada de actos solemnes que marcaron su ascenso al trono de la monarquía reinante más antigua del mundo.

El emperador japonés Naruhito fue proclamado en el trono el 22 de octubre de manera oficial en una ceremonia tradicional que congregó a 420 representantes de alto nivel de 190 países y organizaciones, varios de ellos jefes de Estado y de gobierno.

El nuevo monarca de 59 años de edad sucede a su padre Akihito, de 85 años de edad, quien abdicó en la primera decisión de esta naturaleza en más de 200 años, y quien al igual que su esposa la emperatriz Michiko, no estuvieron presentes.

Cinco ceremonias para conmemorar la subida al trono del emperador Naruhito se celebraron como "actos oficiales del Estado", tal como lo estipula la Constitución de Japón.

El primero de mayo se celebraron dos de esas ceremonias, el día de su entronización.