De noche los secretos

*La obra reúne cuatro historias con un tema común: los secretos

Por Cristóbal Torres

México, 2 de noviembre (Notimex).— De noche los secretos es una obra “con la que se van a divertir bastante”, afirma su director, Ginés Cruz en entrevista para Notimex. La puesta en escena —que se presenta en La Teatrería— reúne cuatro textos de teatro breve: La caja indiscreta, de Adela Faena; Reunión, de Jacobo Levy; Lilim, de Raúl Solís; y Embarrados, de José Appo. Ginés explica que aunque “cada uno fue pidiendo su propia teatralidad”, al final “empataron en el tema de los secretos y de los seres fantásticos”.      Afirma que De noche los secretos nunca tuvo la intención de reunir cuatro historias con un tema en común. “El resultado de los temas fue algo posterior, en realidad fue coincidencia que los cuatro tocaran el asunto de los secretos”.      El director reconoce que cada pieza tiene su propia personalidad. “Hay dos textos que están basados en el realismo, en la comedia realista; otra que es muy fársica y otra que es, incluso, una exploración dramática”. Lo que el director hizo fue “jugar con lo que me iba proponiendo cada una de las historias”.      El proceso de selección de las cuatro obras “viene de un taller que hace Hugo Yoffe, quien es el productor de la obra, donde convoca a varios dramaturgos que presentan sus textos de teatro breve y a partir de eso seleccionan las piezas”.      Dicha elección “no sigue una temática en sí, pues se eligen los textos que parecen más atractivos para ser tratados; no hubo una curaduría a partir de algún tema como tal”, especifica.

Un montaje que aprovecha referencias del cine de terror

El montaje De noche los secretos acude a referencias de la cultura popular propias del cine de terror. “Digo, no es una obra de terror, es más comedia; pero quisimos alcanzar los límites del terror, sobre todo ochentero, porque dos de las historias están escritas justo en los ochenta, usan muchos referentes de esa etapa y entonces quisimos abordar los cuatro textos desde los años 80 y 90”.      Menciona que tres de estas historias tienen un trasfondo fantástico. “Está la figura de Lilim —de los golem—, de un fantasma que se aparece; entonces cada uno de estos personajes está habitando el secreto de las familias y de ahí viene la intención de jugar un poco con el terror”.      Fundación Teatral Davar es la encargada de producir De noche los secretos. Ginés explica que la intención de la asociación es contar historias “sobre la diversidad de la comunidad judía en México. Esto hace que se narren problemáticas mexicanas: no es que se trate de un judío en Alemania o Argentina, sino judíos en México”.      Sin embargo, el director concede que las historias no se cierran a un público específico. “Hay referentes de México que compartimos todos sin importar la cultura que tengamos porque convivimos juntos diariamente. A cualquier familia le pueden ocurrir los sucesos tratados en cada una de estas historias”.      Esta será la primera vez que una producción de Proyecto Davar se monta en La Teatrería; antes se hacía en otro foro. "El proyecto ya lleva siete años, Hugo (Yoffe, productor) ha organizado esto año con año, mostrando casi siempre cuatro obras breves dirigidas por alguien distinto”.      Finalmente, el director hace una invitación para que el público disfrute De noche los secretos. “Vayan a verla, es una obra en la que se van a divertir bastante; el reparto es con Paola Izquierdo, Gabriela Betancourt, Emiliano Yáñez y Sergio Rüed; es una obra para divertirse mucho”.