Morales pide ser reelegido para concluir obras pendientes

El presidente Evo Morales y candidato del Movimiento Al Socialismo (MAS) cerró este miércoles su campaña política con el mensaje de que quiere dar cinco años más de su experiencia, para concluir...

El presidente Evo Morales y candidato del Movimiento Al Socialismo (MAS) cerró este miércoles su campaña política con el mensaje de que quiere dar cinco años más de su experiencia, para concluir grandes obras y garantizar beneficios para la población boliviana.

En el marco de su cierre de campaña proselitista, Morales manifestó que quiere aportar su experiencia para que Bolivia siga creciendo económicamente, para terminar obras como la construcción de caminos, aeropuertos, industrias, petroquímica, la industria del hierro, litio, queremos bajar hasta 2025 a menos del 5.0 por ciento la extrema pobreza.

Detalló que el programa de gobierno del MAS plantea la construcción de viviendas y empleo para la juventud, albergues para las personas de la tercera edad y apoyo a las iniciativas de inversión del empresariado paceño, destacó la Agencia Boliviana de Información (ABI).

El jefe de Estado, quien busca ser reelecto, garantizó el aporte del 50 por ciento del costo de una computadora para que los estudiantes puedan comprar ese equipo.

El candidato oficialista repasó datos del crecimiento económico en el departamento de La Paz durante los últimos 13 años de gestión y dijo que ahora es tiempo de consolidar ese desarrollo sobre la base de grandes proyectos programados para la región andina.

Pidió a los empresarios de La Paz trabajar y ayudar al Gobierno para consolidar un norte paceño industrial, a la vez valoró su respaldo, así como de las universidades públicas que en su mayoría le ofrecieron trabajar de manera conjunta para consolidar proyectos en el marco de la Agenda del Bicentenario.

El cierre de campaña se dio en medio de un gran marco humano de obreros, gremiales, profesionales, transportistas, mineros, juventudes y campesinos, entre otros.

La última palabra la tendrán los siete millones de votantes bolivianos llamados a elegir al presidente y vicepresidente del Estado Plurinacional este 20 de octubre.

De acuerdo con la legislación electoral boliviana, el candidato que alcance al menos el 51 por ciento de los votos o el 40 por ciento, con una diferencia de 10 puntos frente a su contendiente más cercano, será proclamado vencedor de los comicios.

En caso de no cumplirse esas condiciones, los dos aspirantes presidenciales más votados deberán enfrentarse en una segunda vuelta electoral.