Proponen en Yucatán ley para proteger derechos de personas con autismo

La fracción parlamentaria de Movimiento Ciudadano en el Congreso local presentó una iniciativa de ley para que los derechos y necesidades de las personas con la condición del Trastorno del Espectro...

La fracción parlamentaria de Movimiento Ciudadano en el Congreso local presentó una iniciativa de ley para que los derechos y necesidades de las personas con la condición del Trastorno del Espectro Autista, sean reconocidos dentro de la constitución política.

La diputada Silvia América López Escoffié, señaló, al presentar esta propuesta en la sesión de este día, que el objetivo es impulsar la plena integración e inclusión a la sociedad de esas personas.

Entre las bondades que tiene esta iniciativa se encuentra la creación de una comisión intersecretarial, que deberá estar integrada por titulares de dependencias y organizaciones de la sociedad civil que conozcan el tema.

“Los integrantes de este consejo deberán dar seguimiento a las acciones y programas que realicen las autoridades de los tres niveles de gobierno, sesionar dos veces al año, y llevar un registro de los casos que se presenten en la entidad”, manifestó.

Expuso que debido a la falta de estadísticas en el estado, es fundamental llevar un registro, que esté a cargo de las unidades médicas, con la finalidad de conocer cuál es el panorama en cuanto a esta problemática en el estado.

Mencionó que este trastorno se ha convertido en un problema de salud pública, pues según datos de la Organización Mundial de la Salud, uno de cada 160 niños padece el Trastorno del Espectro Autista.

Explicó que si bien en 2015 se presentó una ley general en la materia, la cual se homologó en Yucatán en 2016, esta quedó a medias, pues no garantiza la atención y protección integral de las personas que presentan esta condición.

“Lo que se busca con este proyecto de ley, es promover una detección temprana de posibles casos de autismo, y de esta manera poder ofrecerles una atención más personalizada”, dijo.

Indicó que actualmente las personas que padecen este trastorno están expuestos a discriminación, estigmatización y privaciones en materia de salud, educación y oportunidades, además de que presentan dificultad al momento de realizar sus actividades diarias.