Suman 12 los detenidos por violenta protesta en el sur de Yucatán

La Fiscalía General del Estado (FGE) informó que ya suman 12 los detenidos por los disturbios y el ataque a policías municipales, registrados en los primeros minutos de este jueves en Oxkutzcab, de...

La Fiscalía General del Estado (FGE) informó que ya suman 12 los detenidos por los disturbios y el ataque a policías municipales, registrados en los primeros minutos de este jueves en Oxkutzcab, detonados por la muerte de un joven de 21 años en la cárcel de ese municipio.

Según la Fiscalía, “en pleno respeto de los derechos humanos, se puso a disposición de las autoridades a los detenidos y ya se restableció el orden el sitio”.

“Elementos policíacos detuvieron a 12 personas, que podrían haber participado en los hechos violentos que ocasionaron un incendio en oficinas de la sede de dicho municipio. El registro de conducta antisocial se realizó como parte de la protesta por el fallecimiento de un joven en las celdas municipales”, expuso.

La dependencia estatal también aseguró que la necropsia confirma que Genaro Rafael Vargas murió ahorcado en las celdas de la Policía Municipal de ese lugar y que el hoy occiso habría optado por suicidarse.

“De acuerdo con el protocolo de necropsia practicado por el Servicio Médico Forense del Instituto de Ciencias Forenses de la FGE, se concluyó que la causa de muerte de Genaro Rafael Vargas Ruelas fue asfixia mecánica por ahorcamiento que, dadas sus características, corresponde a un suicidio”, afirmó.

“Las autoridades estatales desaprueban cualquier acto de violencia y vandalismo que altere el estado de derecho y atente contra la legalidad, paz social y tranquilidad y dará seguimiento al caso conforme a derecho para el esclarecimiento de los hechos”, añadió.

Por su lado, familiares de Genaro ya pidieron la intervención de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán, pues consideran que su pariente no se suicidó y que murió por una paliza propinada por elementos de la Policía Municipal de ese municipio.

Tras conocerse la muerte del joven en el calabozo, una turba atacó a varios policías con bombas molotov, además lapidaron patrullas e hicieron arder parte de la sede municipal.

La Secretaría de Seguridad Pública por su lado, informó que mantendrá presencia policiaca en Oxkutzcab para salvaguardar la integridad física de la comunidad, ubicada al sur de esta capital.