Patrimonio artístico recuperado

*Italia regresa a México más de 500 pequeños retablos que fueron sustraídos de manera ilegal.

*Italia regresa a México más de 500 pequeños retablos que fueron sustraídos de manera ilegal.

Por Iván Santiago Marcelo

Un total de 594 pequeños retablos sustraídos de manera ilegal de los santuarios de México y llevados a Roma, regresaron hace seis meses al territorio nacional y hoy son exhibidos al público en la exposición Memoria de Milagros, exvotos mexicanos. Patrimonio recuperado, en el Museo Nacional de las Culturas del Mundo.       Durante la inauguración, Diego Prieto Hernández, director general del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), dijo que en 2018 fueron notificados sobre el aseguramiento de las obras, en Italia, por el Comando Carabinieri Tutela Patrimonio Cultural Nucleo de Monza, Milán.       “Las piezas fueron evaluadas por expertos mexicanos y a partir de sus características técnicas e iconográficas, así como las inscripciones contenidas en ellas determinaron que, en efecto, eran bienes procedentes de nuestro país”, afirmó.       Agregó que son bienes de los siglos XVIII, XIX y XX, por lo cual sus técnicas de confección y recursos pictóricos son muy diversos, asimismo los soportes empleados incluyen: madera, lámina, tela, papel o cartón.       Comentó que estos retablos proceden de templos mexicanos de diferentes estados del centro del país, tales como Aguascalientes, Ciudad de México, Estado de México, Guanajuato, Hidalgo, Jalisco, Michoacán, Puebla, Querétaro, San Luis Potosí, Tlaxcala, Veracruz y Zacatecas.       “Lo pueden observar porque parte de ellos se refieren al santo, a la virgen o la imagen a la cual se está dando gracias, y muchos de estos tienen referencia al templo del cual procede”, explicó.       Diego Prieto dijo que para su conservación se llevaron a cabo acciones preventivas de aspecto legal, así como de protección física, realizadas bajo la supervisión de expertos del INAH, dichas maniobras incluyeron fumigación, limpieza y recomendaciones de control de las condiciones de humedad y temperatura en las sala.       “Algunos exvotos presentaban roturas, desprendimientos de capa pictórica, corrosión o deformaciones, por lo que se tomaron medidas preventivas para que no sufrieran daños mayores. Al concluir su exhibición las piezas recuperadas serán sometidas a procesos de conservación y restauración de mayor envergadura para integrase a los inventarios del INAH”, sostuvo.      La secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, dijo que con la inauguración de la exposición se atestiguó la culminación de un esfuerzo colectivo de voluntades.       “Es un extraordinario resultado histórico, porque nunca antes habíamos tenido una recuperación de patrimonio tan numerosa, en referencia a una colección tan importante, de un patrimonio profundamente simbólico”, reflexionó.       A la par, expresó que la recuperación de los retablos no sólo guarda un significado para las instituciones de México, sino también para el pueblo, “porque es arte proveniente del pueblo mexicano y ese es el gran simbolismo que tiene esta colección”.