Ejército y oposición de Sudán acuerdan proceso para la transición

El Consejo Militar de Sudán y la principal coalición de oposición alcanzaron este sábado un acuerdo sobre una declaración constitucional que allana el camino para la formación de un primer gob...

El Consejo Militar de Sudán y la principal coalición de oposición alcanzaron este sábado un acuerdo sobre una declaración constitucional que allana el camino para la formación de un primer gobierno tras el derrocamiento del presidente Omar al-Bashir en abril, informó la Unión Africana (UA).

El acuerdo sobre la declaración constitucional servirá como una ley fundamental de transición en Sudán durante tres años, además de establecer la distribución del poder y las relaciones entre las distintas ramas del proceso de transición.

"Estoy anunciando a la opinión pública sudanesa, africana e internacional que las dos delegaciones han acordado completamente la declaración constitucional", dijo el mediador de la Unión Africana, Mohamed El-Hacen Lebatt, en una conferencia de prensa la madrugada del sábado, de acuerdo con despacho del portal Sudan Tribune.

El acuerdo se alcanzó después de prolongadas negociaciones entre el Consejo Militar de Sudán y las Fuerzas por la Libertad y el Cambio (FFC), que lidera el movimiento de protestas en Sudán desde hace meses.

El mediador de la UA para Sudán indicó que los representantes de ambas partes, grupos prodemocráticos civiles y militares, continuarán las conversaciones este sábado sobre los detalles técnicos del acuerdo.

Los principales puntos de controversia se referían a los poderes del cuerpo de gobierno conjunto civil-militar propuesto, el despliegue de las fuerzas de seguridad y la inmunidad para los generales sobre la violencia relacionada con las protestas.

El acuerdo será firmado en una ceremonia solemne en una fecha por determinar, y sentará las bases para el funcionamiento del Consejo Soberano, compuesto por cinco militares y seis civiles, que tendrá la responsabilidad de administrar la transición en un plazo de tres años.

Sudán se encuentra sumido en una profunda crisis política desde que el ejército derrocó al presidente Omar al-Bashir en abril, en medio de protestas que dejaron decenas de manifestantes asesinados.

Tras el anuncio del acuerdo entre los militares y la oposición, miles de ciudadanos salieron a las calles de la capital, Jartum, ondeando las banderas sudanesas al tiempo que sonaban las bocinas de los vehículos en medio de la celebración.