Peso retrocede por renuncia de secretario de Hacienda

Este martes el peso mexicano cerró la sesión con una depreciación de 1.16 por ciento o 22 centavos, para cotizar alrededor de 19.13 pesos por dólar, alcanzando un máximo de 19.35 pesos, tras la r...



Este martes el peso mexicano cerró la sesión con una depreciación de 1.16 por ciento o 22 centavos, para cotizar alrededor de 19.13 pesos por dólar, alcanzando un máximo de 19.35 pesos, tras la renuncia de Carlos Urzúa como secretario de Hacienda.


De acuerdo con analistas de Banco Base, la renuncia de Urzúa Macías ocasionó un incremento en la volatilidad del tipo de cambio y la depreciación del peso, además de la caída del Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores, que cerró con un retroceso.


De igual forma la tasa de rendimiento de los bonos M a 10 años mostró un incremento de 18 puntos base a 7.56 por ciento, como resultado de la venta de valores gubernamentales mexicanos en el mercado secundario.


Aunado a lo anterior, se renovó el nerviosismo con relación a las acciones del gobierno federal, ya que el ahora ex titular de Hacienda era visto por los mercados y por el sector empresarial como uno de los elementos que brindaba mayor certidumbre a la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.


Por ello la carta de renuncia de Carlos Urzúa fue vista como una dura crítica a la forma en que se están llevando a cabo las acciones de la actual administración federal.


También sembró duda sobre la capacidad del gobierno de cumplir sus objetivos de superávit primario, y evitar el crecimiento de la deuda en el largo plazo, por lo que se eleva la probabilidad de que las calificadoras recorten la calificación crediticia de Petróleos Mexicanos (Pemex) y de México.


Por otra parte, en el primer trimestre del año la actividad económica se desaceleró por una contracción de la inversión, lo que podría extenderse los próximos meses si no hay claridad sobre las acciones que implementará el gobierno de López Obrador.


Banco Base indicó que la moneda mexicana moderó sus pérdidas después de que se dijera que Arturo Herrera era el nuevo titular de la Secretaría de Hacienda; sin embargo, persiste el nerviosismo, lo que contribuye con los riesgos al alza para el tipo de cambio.