Restauran de manera parcial el suministro de agua en Nueva Delhi

El suministro de agua fue parcialmente restaurado hoy en Nueva Delhi, capital india, aunque tomará un máximo de dos semanas más arreglar los daños provocados por manifestantes al canal que lleva el...

El suministro de agua fue parcialmente restaurado hoy en Nueva Delhi, capital india, aunque tomará un máximo de dos semanas más arreglar los daños provocados por manifestantes al canal que lleva el 60 por ciento del vital líquido a la ciudad.

El canal Munak, en el estado de Haryana, norte de India, fue recuperado por el ejército la víspera después de que fue saboteado por miembros de la comunidad Jat que protestaban desde hace varios días para exigir al gobierno empleo y lugares en las universidades.

Los manifestantes dañaron la infraestructura, dejando sin agua a unos 10 millones de personas en Nueva Delhi y, aunque los ingenieros comenzaron a trabajar en la reparación de los daños, “la crisis no ha terminado”, advirtió el ministro indio de Aguas, Kapil Mishra.

El funcionario informó que esta mañana se restableció el servicio de agua de manera parcial en la ciudad de 16 millones de habitantes e instó a la gente a ahorrar el líquido y utilizarlo con mucho cuidado, de acuerdo con reportes del periódico The Hindustán Times.

Precisó que un poco de agua fue liberada, lo que permitió restaurar suministros parciales en el norte y centro de la capital, y afirmó los camiones-tanque han realizado más de mil 200 viajes de distribución y que para el final del día habrán hecho unos dos mil.

Mishra destacó que “con suerte” se podrán restablecer suministros parciales en el oeste de Nueva Delhi para la noche del próximo martes.

La crisis de agua en la capital se originó la víspera cuando los manifestantes de la comunidad Jat sabotearon el canal para presionar por ayudas del gobierno federal y local, así como por puesto de trabajo y lugares para la universidades.

Los jat suspendieron su protesta después de que el gobierno de Haryana aceptó sus demandas tras días de disturbios, incendios y saqueos ante los cuales fueron desplegados miles de soldados, aunque las manifestaciones continúan este martes en algunas zonas.