Jalisco tiene mayor demanda de bagre durante la presente Cuaresma

El arranque de la temporada cuaresmal trajo el aumento de la demanda de bagre, informó el biólogo de la Secretaría de Desarrollo Rural de Jalisco (Seder), Rubén Ruiz Medina. Refirió que ante el...

El arranque de la temporada cuaresmal trajo el aumento de la demanda de bagre, informó el biólogo de la Secretaría de Desarrollo Rural de Jalisco (Seder), Rubén Ruiz Medina.

Refirió que ante el incremento de la demanda, los propietarios de las granjas de bagre incrementen su producción en el periodo previo a la llegada de la cuaresma para aprovechar al máximo esta ventana de oportunidad.

“Se tiene el reto de una promoción permanente de esta especie, para que su consumo trascienda las ventas en los mercados del mar y las mismas granjas donde acuden los consumidores”, dijo.

Detalló que las granjas establecidas en las regiones, como Altos Sur, la Ciénega de Chapala y la parte del centro del estado, cada vez han aumentado su demanda de consumidores.

En este punto, dijo que también se tiene en la agenda pendiente la promoción de la carne fileteada del bagre, para que se tenga una presentación adicional a vender el producto entero para su preparación en el tradicional caldo michi o para su horneado en varios estilos culinarios.

El biólogo de la Seder puntualizó que el bagre de granja es diferente al llamado “bagre de mar” o pez bandera, el cual es también de la misma familia, pero de otro género, además de que es de menor calidad en su sabor y la consistencia de su carne que el bagre de engorda en estanques.

Indicó que el pez bandera es más barato porque no requiere costos de alimentación y de cuidado y manejo en granja, lo que explica su menor cotización.

Comentó que se le nombra bagre marino porque se le encuentra en aguas salobres de esteros o de desembocaduras de ríos.

El bagre con más demanda en el mercado nacional criado en granjas es el Ictalurus punctatus; en Jalisco están registradas 30 granjas donde también se crían otras especies comestibles o de ornato.

Una granja de bagre requiere una escala mínima que le traiga una producción anual de cinco toneladas, para que tenga buena capacidad de respuesta al mercado, con oferta escalonada del producto.