Debate sobre matrimonios igualitarios provoca polarización en Zacatecas

El análisis de la iniciativa sobre matrimonios igualitarios generó la polarización entre grupos sociales y diputados locales, quienes que mantienen posiciones encontradas, lo que impidió se...

El análisis de la iniciativa sobre matrimonios igualitarios generó la polarización entre grupos sociales y diputados locales, quienes que mantienen posiciones encontradas, lo que impidió se dictaminara en la sesión que inició la mañana del jueves y concluyó esta madrugada.

Mientras la diputada del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y presidenta de la Mesa Directiva, Susana Rodríguez, consideró “muy complicado” que la iniciativa sea dictaminada antes del domingo, la legisladora de Morena, Mónica Borrego, acusó la intromisión del gobierno del estado en contra de la propuesta.

La morenista refirió que la iniciativa de matrimonio igualitario no prosperó debido a que los diputados priistas durante la sesión estuvieron recibiendo llamadas telefónicas de la esposa del gobernador y presidenta del DIF estatal, Cristina Rodríguez, y del secretario general de Gobierno, Jehú Salas.

Por su parte, la presidenta de la Mesa Directiva, Susana Rodríguez, manifestó su molestia por la presión recibida desde los grupos de las organizaciones sociales que están a favor y en contra del matrimonio igualitario, que ayer impidieron que la sesión tuviera lugar en el Congreso del estado y se buscaran sedes alternas.

De ser necesario, advirtió, solicitará la fuerza pública para proteger a legisladores e integrante de esos grupos sociales que asistan a la sesión del domigno, donde nuevamente deberá analizarse el dictamen del matrimonio igualitario, que ya revisan las Comisiones Unidas de Derechos Humanos y Familia.

Cabe mencionar que ayer jueves, el Legislativo tenía en el orden del día el análisis de la iniciativa sobre matrimonio igualitario, que sólo sería revisada, pues el martes la presidenta de la mesa, Susana Rodríguez, había anunciado que la misma sería sometida a consulta pública por acuerdo con grupos que la rechazan.

Ante el anuncio de la consulta pública, que amplía el análisis hasta octubre de este año (cuando concluyan los foros y mesas técnicas) integrantes de la comunidad LBGTTTI tomaron la mañana de ayer el congreso y colocaron una gigante bandera arcoíris para rechazar la decisión.

-Fin de nota-