Fiscal para caso Odebrecht en Perú pide incautar celular de Alan García

El fiscal del caso Lava Jato en Perú, José Domingo Pérez, pidió hoy incautar el teléfono celular del fallecido expresidente Alan García Pérez en el marco de la investigación a la empresa brasileña...

El fiscal del caso Lava Jato en Perú, José Domingo Pérez, pidió hoy incautar el teléfono celular del fallecido expresidente Alan García Pérez en el marco de la investigación a la empresa brasileña Odebrecht por los presuntos sobornos que habría dado a funcionarios peruanos para la construcción del metro en Lima.

Pérez presentó su pedido al juez del Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria del Sistema Anticorrupción, Juan Carlos Sánchez Balbuena, reportó el periódico El Comercio.

El equipo peruano a cargo de la Operación Lava Jato consideró que la custodia y la información que contenga el celular del exmandatario, puede ser relevante para las investigaciones a su cargo.

La solicitud del fiscal Pérez se da luego que el 23 de mayo pasado, Alejandro Raúl García Nores, hijo del expresidente, pidió a las autoridades judiciales la devolución del celular de su papá, que fue retenido por la Segunda Fiscalía Provincial Penal de Miraflores, el día que Alan García se suicidó, el 17 de abril de 2019.

La experta penalista Romy Chang explicó al periódico El Comercio que si bien la acción penal se extinguió en el caso de García Pérez, la información que contenga el celular podría servir en las investigaciones que se siguen contra otros involucrados en el caso del metro de Lima.

“Una cosa es que él (García Pérez) no pueda ser investigado y otra que los elementos, como sus celulares y objetos personales, no puedan servir como pruebas para las investigaciones que aún continúan contra otros. La incautación de los equipos no es para investigarlo a él, sino para los otros investigados”, apuntó.

Alan García Pérez gobernó Perú en dos mandatos no consecutivos, el primero de 1985 a 1990 y el segundo de 2006 al 2011.

El 17 de abril pasado, Alan García, de 69 años, se suicidó, cuando la policía llegó a su domicilio para cumplir una orden de arresto preventivo en su contra, por sus presuntas implicaciones en el caso de corrupción de la empresa brasileña Odebrecht.

-Fin de nota-