La actriz y productora de teatro Estefanía Norato, señaló que en la Ciudad de México existen pocos espacios que abren sus puertas a los creadores teatrales del interior del país.

“A pesar que la cartelera teatral es amplísima, la mayoría de las puestas en escena se debe a compañías de la capital de la República Mexicana, dando poca oportunidad a quienes venimos de alguna otra entidad”, dijo en entrevista con Notimex.

Para ella ver Isla elefante, del colectivo “Nosotros, ustedes, ellos”, integrado por egresados de la Facultad de Teatro de la Universidad Veracruzana, representa una oportunidad de apreciar el teatro de varios estados del país.

Dijo que quienes son asiduos al teatro tienen ante sí una posibilidad extraordinaria de ver propuestas distintas a las que se hacen en el centro del país, en tanto que el público en general se va a divertir mucho porque es una comedia desde el cuerpo. “Es una historia de viaje, de encontrarse con el otro que rescata la importancia de la amistad”.

Eso, añadió, es algo con lo que se identifican niños y adultos, porque habla también de la nostalgia de cuando uno ya es grande y observa la foto de su generación colgada en la pared.

“En esa imagen identificamos a personas que de una manera o de otra influyeron en lo que cada uno de nosotros es hoy, nos tocaron y transformaron”, abundó Norato.

La génesis de esta puesta en escena, comentó más adelante la entrevistada, radica en que junto con el colectivo “Nosotros, ustedes y ellos” sintió la necesidad de explorar el cuerpo del actor en escena, a partir de la inquietud que les provoca el teatro gestual. Estudiaron a fondo esa técnica y el resultado es Isla elefante.

“Todo, a partir de una idea simple, utilizar dos bambúes en escena y hacer que se convirtieran en todos los espacios y todos los lugares donde se desarrolla la historia. Logramos los objetivos tras el entrenamiento corporal para poder llenar estos espacios apoyados en la imaginación y otras técnicas que desarrollamos”, anotó.

Este trabajo sirvió de titulación para la directora Lucila Castillo, y de la actriz Daniela Abella, una de las protagonistas de la obra.

“La trama parte de un discurso sobre la amistad, del deseo de hablar sobre cómo un viaje de una isla muy fría al lugar más hermoso del mundo, puede ser la metáfora de una amistad que dure para siempre”, explicó.

La obra se presentará en el teatro Julio Castillo del Centro Cultural del Bosque, del 15 de junio al 21 de julio, dentro del ciclo “Teatro para niños y jóvenes”; actúan Daniela Abella, Edgar Ponce, Beatriz Toss, Violeta Magaña y José Goro.

-Fin de nota-