"Estoy construyendo la victoria para el 2 de junio", dice Jiménez Merino

Alberto Jiménez Merino, candidato del PRI a la gubernatura de Puebla, deseó a sus contendientes que les vaya bien, porque él en campaña construyó la victoria y se consolidará el próximo 2 de junio...

Alberto Jiménez Merino, candidato del PRI a la gubernatura de Puebla, deseó a sus contendientes que les vaya bien, porque él en campaña construyó la victoria y se consolidará el próximo 2 de junio.

En entrevista con medios, el priísta, que se autodenominó candidato del pueblo, descartó que la elección extraordinaria de Puebla se resuelva en los tribunales, “será un triunfo inobjetable”, porque ha recibido el apoyo de todos los grupos sociales.

Reconoció que hubo irregularidades durante la campaña y, por ello, está reuniendo todas las pruebas para hacer las denuncias correspondientes, en tanto pide a los ciudadanos que el domingo 2 de junio todos salgan a votar y no tengan miedo, porque los estén presionando a favor de otro candidato, ni que sea el abstencionismo el que gane.

“Tenemos toda la estructura, reunimos y cumplimos con todos los requisitos, tenemos representantes en todas las casillas y solo esperamos la participación de la ciudadanía para contar y cuidar todos los votos a favor del proyecto que represento y que es Un Nuevo Comienzo para Puebla”, indicó.

Jiménez Merino recordó que durante la gira en varios sitios, como Yaonahuac, en la Sierra Norte, registraron la presencia de policías que estuvieron grabando todos sus movimientos y amedrentando a ciudadanos que decidieron acompañarlo en esta campaña, por lo que pidió a los poblanos no tener miedo y acudir a las urnas.

Previó a la entrevista, el abanderado inició la jornada con un desayuno con cientos de priistas poblanos como exgobernadores, dirigentes municipales y estatales del partido, representantes de sectores como campesinos y obreros, entre otros.

Posteriormente, cerca del mediodía, comenzaron la Marcha de la Victoria en el primer cuadro de la ciudad, partiendo del reloj de El Gallito hasta llegar al Zócalo y continuar su paso hasta la sede del Comité Municipal del PRI, en el inmueble de la calle 5 Poniente. Música de mariachi y de tambora lo esperaban al mismo ritmo de las porras de sus seguidores y militantes.

Minutos más tarde llegó Claudia Ruiz Massieu, presidenta nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI), quien al usar el micrófono se dijo entusiasmada por estar con los priistas fieles y leales que harán ganar con su voto a Jiménez Merino.

Señaló que para una elección extraordinaria se necesitaba de un candidato extraordinario que conociera todo el estado de Puebla, que es conocido en cada municipio, y que ha dado resultados durante 27 años de servicio público a favor de los poblanos.

“En esta elección tenemos una gran oportunidad de corregir el rumbo de Puebla y que no se siga endeudado, que no siga inseguro, que no se sigan desmantelando los programas sociales que sirven a la gente.

No queremos un gobierno que siga quitándole los apoyos a las mujeres, al campo, a los hospitales. Tampoco queremos un gobierno del PAN que divida a la sociedad poblana, que endeude al estado, y que ha entregado muy malas cuentas donde no hay seguridad ni desarrollo”, insistió Claudia Ruiz.

Describió al candidato Jiménez Merino como un hombre íntegro, honesto, sensible y comprometido con las causas de la gente; un hombre que representa un gobierno de resultados, que represente a la gente y que llene de orgullo a los poblanos.

“Les pido a todos que no se desanimen, no bajen el ánimo, hay que echarnos para adelante y no bajar el ritmo en estos ocho días”, concluyó la dirigente nacional del PRI.

Ante cerca de cinco mil simpatizantes, Jiménez Merino enunció cada uno de sus compromiso de campaña, remarcando que todos los grupos sociales están incluidos en su proyecto, desde los campesinos, jóvenes, mujeres, personas de la tercera edad, empresarios, comerciantes, maestros y grupos vulnerables, entre otros.

-Fin de nota-