Amnistía Internacional reclama libertad a activistas de Hong Kong

Amnistía Internacional declaró que los cuatro dirigentes de las protestas en favor de la democracia de la 'Revolución de los Paraguas' de Hong Kong, encarcelados hoy por su papel en las protestas...

Amnistía Internacional declaró que los cuatro dirigentes de las protestas en favor de la democracia de la 'Revolución de los Paraguas' de Hong Kong, encarcelados hoy por su papel en las protestas pacíficas de 2014, deben ser puestos en libertad "inmediata e incondicional".

Agregó que también "deben anularse sus sentencias condenatorias", de entre ocho y 16 meses de prisión, emitidas por el Tribunal de Primera Instancia de Kowloon Occidental contra los cofundadores de la campaña "Occupy Central".

Los condenados son el jurista Benny Tai Yiu-ting, el profesor de Sociología Chan Kin-man, a quienes se les impusieron penas de 16 meses de prisión; así como el líder político Raphael Wong, y el legislador Shiu Ka-chun, condenados a ocho meses.

Man-kei Tam, director de Amnistía Internacional en Hong Kong, afirmó que "los cuatro son presos de conciencia encarcelados exclusivamente por defender de forma pacífica la democracia en Hong Kong, y deben ser puestos en libertad de inmediato y sin condiciones, y sus condenas deben ser anuladas".

"De acuerdo con el derecho internacional, el gobierno de Hong Kong sólo puede encarcelar a una persona por algún delito que haya cometido, pero nunca sólo por sus creencias políticas o religiosas", precisó Man-kei Tam, quien instó al gobierno chino a "dejar de usar de forma abusiva la ley y el sistema judicial".

El pasado 9 de abril, por primera vez en Hong Kong, nueve personas fueron declaradas culpables de cargos de conspiración e incitación al "escándalo en la vía pública" por obstruir vías y lugares públicos durante las protestas, lo que Amnistía Internacional calificó de "ambiguo".

Las pruebas de la "incitación" incluían artículos de prensa dirigidos al público en general, declaraciones hechas en conferencias de prensa y entrevistas en medios de comunicación realizadas meses antes de las protestas, así como grabaciones de actividades públicas llamando a unirse a las protestas.

Otro cofundador de la campaña "Occupy Central", el pastor retirado reverendo Chu Yiu-ming, fue condenado a 16 meses de prisión de pena condicional durante dos años, el líder estudiantil Eason Chung Yiu-wa y el líder político Lee Wing-tat fueron condenados a ocho meses de cárcel.

El líder estudiantil Tommy Cheung Sau-yin fue condenado a 200 horas de servicios a la comunidad, y la condena a la legisladora Tanya Chan fue aplazada hasta el 10 de junio debido a su estado de salud.

Las nueve personas condenadas indicaron que interpondrán recursos contra las sentencias condenatorias.

Durante 79 días, entre septiembre y diciembre de 2014, más de un millón de personas ocuparon las calles principales de Hong Kong para exigir democracia en la ciudad, en un movimiento denominado la "Revolución de los Paraguas".

-Fin de nota-