El Gobierno de México manifestó su "profunda preocupación" ante las actividades de intimidación y extorsión a migrantes por parte de grupos de milicias de Estados Unidos en la frontera de Nuevo México.

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) advirtió que para México las tareas de patrullaje y seguridad al margen de las estructuras legales del Gobierno Federal de Estados Unidos constituyen un riesgo para la seguridad humana de los migrantes.

"Este tipo de prácticas pueden conducir a un atropello a los derechos humanos de las personas que migran o que solicitan asilo o refugio en los Estados Unidos", alertó la cancillería mexicana en un comunicado.

-Fin de nota-