Naresh Goyal, fundador de Jet Airways, la aerolínea más antigua de la India, renunció hoy como presidente de la compañía, en medio de una crisis financiera y suspensión de algunas rutas aéreas.

La junta directiva de la compañía aprobó la renuncia del Goyal, de 69 años de edad, así como de su esposa Anita, a Jet Airways, que está considerada como la segunda aerolínea de servicio completo más grande de la India, indicó un comunicado de la empresa, sin dar mayores detalles.

De acuerdo con reportes de prensa, la renuncia marca el final de una era de quien fuera considerado como una de las 100 personas más ricas de la India y elimina un obstáculo potencial para los acreedores, que buscan reformar la compañía.

“La aerolínea recibirá apoyo financiero inmediato de hasta mil 500 millones de rupias por parte de los prestamistas mediante la emisión de un instrumento de deuda adecuado contra la seguridad de sus activos”, según The Times of India.

Apuntó que Jet Airways enfrenta una deuda de más de mil millones de dólares y luchará por mantenerse, sin embargo retraso los pagos a bancos, proovedores, pilotos y arrendadores.

“En 2013 Ethiad Airways de Abu Dabi inyectó 600 millones de dólares de capital para una participación del 24 por ciento en la aerolínea (…) esa situación ayudó a reducir su deuda y luchar contra la competencia interna”, manifestó.

Goyal y su familia tenían el 52 por ciento de la aerolínea, pero el viernes pasado Jet Airways suspendió las operaciones en algunas rutas internacionales debido a la falta de pago de los alquileres, según un informe de la agencia Press Trust of India (PTI).

Señaló que redujó operaciones a una cuarta parte de más de 600 vuelos diarios, con solo un tercio de sus 119 flotas en operación, además los pilotos amenazaron con buscan la intervención del gobierno por un mejor salario.