Profepa clausura predio en NL por cambio de uso de suelo

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró de manera temporal total, como medida de seguridad, un predio de 43 mil 650 metros cuadrados en el municipio de Apodaca, Nuevo...

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró de manera temporal total, como medida de seguridad, un predio de 43 mil 650 metros cuadrados en el municipio de Apodaca, Nuevo León, por cambio de uso de suelo en terrenos forestales e impacto ambiental.

En un comunicado de prensa, la Procuraduría refiere que, derivado de una denuncia ciudadana, personal de esta dependencia realizó una visita de inspección al predio ubicado en la colonia Prados de Santa Rosa, del citado municipio, en donde se realizó una la remoción de vegetación forestal.

Señala que al solicitar la autorización que expide la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) correspondiente en materia de impacto ambiental por las obras y actividades de cambio de uso de suelo para estos trabajos en una superficie de 43 mil 650 metros cuadrados, se encontró que no se contaba con ellos.

Por lo anterior, con fundamento en el artículo 170, fracción I, de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente se impuso la clausura temporal total de las actividades de remoción de vegetación y cambio de uso de suelo en terrenos forestales.

El cierre fue con el fin de evitar la continuación de daños al ambiente, ya que al remover vegetación forestal se pone en riesgo la perdida de suelo, desplazamiento de fauna silvestre, recarga de los mantos acuíferos, captación de dióxido de carbono (CO2), entre otros servicios ambientales.

La Profepa añade que de conformidad con lo establecido en el artículo 157, fracción II, de la Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable, los presuntos responsables podrán hacerse acreedores a una multa que va de 100 a 20 mil veces la Unidad de Medida y Actualización vigente.

También estarán obligados a llevar a cabo las actividades de restauración necesarias, independientemente de las sanciones penales que resulten.

La dependencia federal subraya que con estas acciones se busca fortalecer la conservación, protección y el cuidado del ambiente y los recursos naturales, mediante las actividades de inspección y vigilancia para verificar el cumplimiento de la normatividad ambiental aplicable.