Cuatro estados del medio Este de Estados Unidos se mantenían este lunes en estado de alerta ante la proyección del Servicio Nacional de Meteorología sobre una nueva ola de tornados en esa región.

La alerta precedió la violenta jornada del tornados que afectó cinco estados de esa región el domingo y que dejaron una persona muerta en Oklahoma, más de 20 heridos y una estela de destrucción a su pasó.

Al menos unos 24 reportes de tornados, desde Texas hasta Oklahoma se produjeron el domingo de acuerdo con la dependencia, que hizo notar que está fue la jornada más activa durante la actual temporada.

Alerta este lunes

La mayoría de los heridos se produjeron en Oklahoma, donde la alerta se mantuvo este lunes junto con Kansas, Missouri y Arkansas.

De acuerdo con el servicio de meteorología además de los fuertes vientos, los tornados que puedan producirse este lunes estarán acompañados de fuertes granizadas de gran tamaño.