Autoridades médicas suecas aguardan los resultados definitivos de los exámenes a un paciente joven con síntomas sospechosos de Ebola.

El afectado, de quien no se han proporcionado sus datos, ingresó primero al hospital de la localidad de Enköping, pero ante los síntomas que mostraba fue trasladado a la clínica de enfermedades infecciosas del hospital de la Univesidad de Uppsala.

Tras el traslado del enfermo, la sala de emergencias del nosocomio de Enköping fue cerrada hasta conocerse los resultados de los exámenes clínicos, señaló la edición electrónica de The Local.

Además, el personal médico que atendió al posible paciente de Ebola se encuentra en observación a fin de evitar cualquier riesgo.

El posible infectado había viajado a Burundi hace tres semanas, pero se ignora si viajó a alguna zona donde se han registrado brotes de este mal.

Provincia de Burundi como Kivu Norte e Ituri fueron encontradas con este mal desde el pasado agosto, apenas una semana después de que la provinca de Ecuador había sido declarada libre del virus.

Síntomas típicos de esta infección incluyen vómito, diarrea, fiebre, tos, dolor muscular y de cabeza así como hemorragias.

El contagio se adquiere de manera directa con fluídos corporales por ejemplo sangre, sudor o saliva.