El decreto de la Región Fronteriza Norte emitido por el gobierno federal ha resultado positivo al recibirse los beneficios en esta frontera, fortalece al sector terciario y favorece al consumidor directo, aseguró Octavio de la Torre de Stéffano, experto en comercio exterior.

Indicó que estos beneficios se perciben aunque se atienda principalmente al comercio, prestadores de servicios independientes y turismo para atraer consumidores nuevos.

Agregó que “el decreto es voluntario, pero identificamos que puede fortalecer la competitividad de la región y captar mayores consumidores de bienes, servicios y turismo de Estados Unidos de América que queremos atraer para fortalecer al sector terciario”.

Explicó que el decreto de estímulos fiscales para la región fronteriza norte está vigente desde el 1 de enero 2019 y se mantendrá durante 2020, “establece un mecanismo diferenciado para el impuesto al valor agregado y para el impuesto sobre la renta”.

Dijo que en el caso del IVA se deberá de presentar un aviso ante el SAT para aplicar la reducción del 50 por ciento de este impuesto, es decir, aplicar un IVA del ocho por ciento en la facturación.

Ello, siempre que los bienes o servicios se presten exclusivamente en alguno de los 43 municipios de los cinco estados beneficiados, afirmó el presidente del organismo TLC Asociados.

Para el IVA pueden aplicar el estímulo las personas físicas o morales residentes en territorio nacional o en extranjero que tengan establecimiento permanente en México, con domicilio fiscal, sucursal o agencia en la zona beneficiada, abundó.

Refirió que aunque este decreto ya está en vigor, será hasta el 7 de enero cuando el SAT publicará las reglas y lineamientos para quienes busquen aplicar a los beneficios de la reducción del IVA, con lo cual se busca estimular las ventas de bienes.

Esto, con excepción de los bienes inmuebles e intangibles, “los servicios con excepción de los que estén relacionados con el comercio digital en algunas modalidades y las importaciones que se den en esta zona fronteriza”.

Precisó que este decreto también genera un estímulo al Impuesto Sobre la Renta, que se ve reflejado en una reducción de la tercera parte del ISR que se deba de cubrir.

“En el caso del impuesto sobre la renta que también es una reducción de una tercera parte, requiere autorización del SAT, es decir, a diferencia del IVA en el ISR el SAT te emitirá respuesta en el mes siguiente a la fecha en que presentaste tu solicitud”, mencionó.