La doctora Guadalupe Ortiz de Landázuri, química madrileña con gran presencia en México, será beatificada en Madrid el próximo 18 de mayo.

La periodista Cristina Abad, autora de "La libertad de amar, semblanza sobre la doctora Guadalupe Ortiz de Landázuri", recalcó la importancia de quien será beatificada en mayo próximo, la primera mujer en tener este honor dentro del Opus Dei.

"Guadalupe es una de las primeras mujeres del Opus Dei, conoció a San José María en el año 1943, cuando tenía 27 años, estudió la carrera de química, empezó a trabajar como docente en dos colegios de Madrid y también comenzó su investigación en cursos de doctorado", refirió.

Así descubrió su vocación al Opus Dei y se apoya San José María mucho en ella para desarrollar la labor con las mujeres.

Abad señaló que Guadalupe, quien empezó la labor del Opus Dei en México, aporta a los católicos y al mundo de hoy esa idea que dice el Papa en su exhortación apostólica de santidad de la puerta de a lado.

"Santidad con quien te puedes encontrar en las escaleras de tu casa, de alguien que se levanta por la mañana, que va a trabajar, que tiene que conciliar muchas cosas, como ocurre hoy, pero también hay una aportación suya muy interesante, a lo que dice también el Papa del genio femenino", dijo.

Enfatizó el hecho de que esta mujer dinamizó la iglesia, dinamizó en ese sentido también el Opus Dei, y es un ejemplo y una inspiración para el mundo.

"Yo a Guadalupe Ortiz de Landázuri la conocí, había leído cosas de ella, me parecía una mujer excepcional pero un poco inalcanzable, para mí muy perfecta en se sentido", indicó.

Añadió que cuando supo que el Papa había aprobado el derecho de virtudes heroicas y que podía ser beatificada en un futuro próximo, "me interesó mucho la idea de que fuera la primera mujer del Opus Dei beatificada".

Resaltó que "entonces traté de confrontar esa primera impresión que yo había tenido con la idea de que pudiera ser un modelo de santidad, empecé a trabajar sobre el archivo histórico, me empecé a interesar más y me encontré con una persona muy normal, absolutamente normal, que fue quizás lo que también me llamó más la atención".

Ortiz de Landázuri aceptó como suya muchas cosas que tenía que hacer para desarrollar el Opus Dei y que quizá eran nuevas para ella, desconocidas, y al mismo tiempo lo hizo con una gran pasión, anotó.

La próxima beata nació en Madrid en 1916, en cuya Universidad Central estudió Química, "en unos años en que el horizonte femenino no era ni la Universidad ni el trabajo", aseguró la autora del libro, editado por Ediciones Palabra.

"Es un ejemplo de mujer que vive con radicalidad su vocación cristiana en la Iglesia, a la que ama desde su cátedra docente, que se manifiesta en las iniciativas que promueve en las barriadas de Belmonte y Valdebebas (Madrid), en México e Italia", afirmó Abad.

Tras estudiar su correspondencia y diarios, aseveró que "me encontré una aventurera, generosa, fuerte, sencilla de trato y muy alegre. Extraordinaria pero normal. Química y profesora que descubrió su vocación al Opus Dei a los 27 años, después de conocer al fundador, san Josemaría Escrivá".

La ceremonia de beatificación tendrá lugar en el pabellón de Vistalegre, en Madrid, y será presidida por el cardenal Angelo Becciu, prefecto de la Congregación de las Causas de los Santos.