Los primeros meses de 2019 serán críticos sobre situación de Norcorea

Los primeros meses de 2019 serán críticos para la desnuclearización de Corea del Norte, con Corea del Sur en "papel mediador" entre Pyongyang y Washington a fin de que avancen las estancadas...

Los primeros meses de 2019 serán críticos para la desnuclearización de Corea del Norte, con Corea del Sur en "papel mediador" entre Pyongyang y Washington a fin de que avancen las estancadas negociaciones, indicó el ministro surcoreano de Unificación, Cho Myoung-gyon.

"El hecho de que la desnuclearización vuelva a ponerse en marcha seriamente o no, en el primer trimestre, tendrá gran impacto y determinará cómo irán las cosas a lo largo del 2019 y 2020 en la península coreana", precisó.

Las declaraciones del ministro coinciden con el reporte del Instituto Asan para Estudios de Políticas Públicas de Seúl, el cual que destacó que el próximo año representará un "momento de verdad" en la desnuclearización.

"Cuando se trata de las relaciones entre Corea del Norte y Estados Unidos, el ambiente de diálogo continuará sin grandes progresos o ruptura en medio de ningún logro", advirtió en el informe de 121 páginas "La elección de Corea".

Añadió que se espera que el Norte siga intentando evadir conversaciones de alto nivel o de trabajo con Estados Unidos, en las cuales las discusiones sobre la declaración de su arsenal nuclear y la verificación son inevitables

En particular el régimen de Pyongyang no permitirá la revisión sobre materiales nucleares por parte de inspectores extranjeros en el complejo nuclear de Yongbyon.

Dicha situación pondrá a Seúl al borde de un dilema entre la demanda del gobierno del líder Kim Jong-un de expandir la cooperación intercoreana y la política de Washington de mantener las sanciones.

"El destino de la alianza entre Corea del Sur y Estados Unidos, que ha sido sólida durante 65 años desde la Guerra de Corea, se encontrará en una encrucijada", detalló.

Al respecto, el ministro Cho subrayó que hay por delante mucha incertidumbre e imprevisibilidad para las relaciones intercoreanas y el pronóstico de desnuclearización, comparando las situaciones actuales con "caminar sobre una capa fina de hielo".

Apuntó que la mejora en las relaciones intercoreanas en sí es significativa, pero que la realidad es que el escaso progreso en la desnuclearización tendrá inevitablemente un impacto en las relaciones intercoreanas.

Este miércoles llega a Seúl el enviado especial de Estados Unidos para la política sobre Corea del Norte, Stephen Biegun, para coordinar el esfuerzo de los aliados a fin de desmantelar el programa de armas nucleares de Pyongyang.

El arribo del funcionario se produce 24 horas despúes que el Departamento de Estado informó que Estados Unidos está dispuesto a levantar las sanciones contra Corea del Norte cuando el país desmantele su programa de armas nucleares.

Corea del Norte ha protestado por las sanciones y advirtió que las relaciones con Washington podrían complicarse en el futuro próximo y "bloquear para siempre el camino a la desnuclearización en la península de Corea", señaló la agencia de noticias Yonhap.