El Gobierno de la Ciudad de México entregó a la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) el informe final de acciones en torno a la solicitud de alerta de género.

Detalló que en la sesión la Coordinación Interinstitucional de la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia se presentaron los avances de las acciones implementadas para atender las seis medidas urgentes y 20 recomendaciones de la Conavim.

Señaló que los resultados de los acuerdos y acciones llevadas a cabo para prevenir, atender y garantizar el acceso a la justicia de las mujeres víctimas de violencia se incluyeron en informe final que la administración local y el Tribunal Superior de Justicia entregaron este viernes a la Comisión Nacional.

Ante integrantes del gabinete legal y ampliado, alcaldías, universidades y organizaciones de la sociedad civil, el jefe de Gobierno local, José Ramón Amieva, exhortó a seguir fortaleciendo el trabajo encaminado al cumplimiento de dichas recomendaciones.

Asimismo, los conminó a generar los instrumentos de prevención, investigación y atención integral a las víctimas, a fin de revertir esta lacerante situación.

Lo que buscamos, dijo, es la transformación de las personas, el cambio del entorno social, la inclusión y plenitud en el ejercicio de derechos, por lo cual es necesario seguir impulsando políticas públicas incluyentes, integrales, progresivas, así como de respeto y acompañamiento a las mujeres en sus actividades cotidianas.

Indicó que los resultados y esquemas de trabajo enfocados a erradicar y detener esta problemática forman parte de los documentos entregados a la Comisión de Transición, con el fin de que el nuevo gobierno le dé continuidad, retroalimente y refuerce el marco de seguridad y prevención de la violencia hacia las mujeres.

Amieva Gálvez destacó la importancia de mejorar la organización para constituir una gran red que, junto a instancias de la sociedad civil, la academia y la población en general, coadyuve en la generación de una vida libre de violencia.

El mandatario capitalino aseveró que para cumplir el contenido de las leyes enfocadas a garantizar a las mujeres una vida libre de violencia se deben establecer principios de inclusión y compromisos institucionales.

Detalló que esta labor se debe hacer mediante la creación de espacios y órganos colegiados que permitan el intercambio de conocimientos, la evaluación de metas y el planteamiento de nuevos objetivos.

En tanto, la directora general del Instituto de las Mujeres de la Ciudad de México, Teresa Incháustegui Romero, refirió que en la actualidad existen 285 sitios de la Red de Violencia y 958 ventanillas para informar y canalizar a las víctimas.

Ello con el fin de que sepan dónde acudir, qué apoyos pueden recibir para resolver necesidades básicas como alimentación, salud, seguridad, orientación sobre el ejercicio de sus derechos, talleres de salud sexual y reproductiva, entre otros.

Agregó que hay más de 360 mil registros de perfil de víctimas y de agresores, diagnóstico de necesidades, lineamientos para desarrollar programas integrales y evaluación de resultados para saber qué rubros reforzar y cómo evitar deficiencias que impidan los objetivos planteados.