Asegura Macri que Argentina será una potencia mundial en energía

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, aseguró hoy que el país se convertirá en una potencia mundial de energía gracias a Vaca Muerta, el yacimiento de petróleo y gas más importante del...

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, aseguró hoy que el país se convertirá en una potencia mundial de energía gracias a Vaca Muerta, el yacimiento de petróleo y gas más importante del territorio argentino.

Macri reveló que actualmente decenas de familias llegan a la región patagónica en donde se encuentra la reserva energética, ya que hay trabajo “y otros 500 mil puestos se van a generar los próximos años”.

“En 2010 el yacimiento estaba descubierto pero no hicimos nada, es una locura, ahora esa revolución nos va a permitir ser una potencia mundial en energía, vamos a exportar al mundo entero, se van a instalar fábricas importantísimas para, en vez de gasificar, licuar”, afirmó.

Macri añadió que “ahora vamos a instalar varias plantas para licuar y esos son miles de millones de dólares de inversión y miles de puestos de trabajo nuevos para producir nuestra propia energía y ser un país mucho más sólido y potente y no uno que depende de tener que importar”.

Sostuvo que el gobierno de la expresidenta Cristina Fernández tuvo una regresión en materia energética, al punto de que Argentina debió importar gas licuado y transformarlo a través de un buque regasificador que le costó miles de millones de pesos.

Por el contrario, aseguró, durante su gobierno se está llevando a cabo un proceso de recuperación de la matriz energética que ya permitió, por ejemplo, la reanudación de las exportaciones de gas a Chile después de más de 10 años en que fue Argentina la que le compraba al país vecino.

Macri prometió que “no vamos a exportar regalando el precio del gas, y eso nos va a permitir que cada vez tengamos gas más barato para nosotros”.

Desde que el presidente comenzó a gobernar en diciembre de 2015, las tarifas de gas y electricidad han aumentado más de mil por ciento, lo que ha provocado un creciente malestar social.

La justificación del mandatario es que durante el pasado gobierno los servicios básicos de energía se subsidiaban y los usuarios no pagaban lo que verdaderamente valían.